5 países que protegen su medio ambiente

No se puede dejar morir el planeta Tierra, ¡hay que cuidarlo!

La contaminación ambiental es una preocupación mundial, por lo que se hace urgente y necesario que tanto de manera colectiva oficial, como individualmente se haga conciencia de esta problemática que amenaza con la destrucción de la ecoesfera, del ecosistema global del planeta Tierra.
Pensando en esa amenaza son muchos los países que ya están ejecutando políticas y estrategias enfocadas en la protección del medio ambiente.
Aquí presentamos cinco de estas naciones, consideradas como las más ecoamigables, de acuerdo a la lista Enviromental Performance Index, entidad encargada de medir las metas ecológicas de los Objetivos del Milenio, y de los cuales hay que tomar el ejemplo a propósito de la celebración hoy del Día Mundial del Medio Ambiente.
Según este índice global ambiental, hay tres factores culturales importantes para crear conciencia sobre el medio ambiente, y cita: primero, la cultura de cada país; segundo, la formada por la globalización, y tercero, las prácticas o políticas públicas desarrolladas por los Gobiernos.
Suiza. Está entre los que obtuvieron un índice de excelencia en cuanto al bienestar relacionado con el medio ambiente. Alcanzó 100 de 100, y continuó con el 100 % en áreas como el agua y el saneamiento en su biodiversidad y hábitat.
Luxemburgo. Al igual que Suiza, obtuvo el 100 % en los renglones mencionados.
Australia. En cuanto la calidad y saneamiento del aire se acercó a la excelencia; en agua y saneamiento obtuvo el 100 %, y en clima y energía, un 47 %.
Singapur. Este país del continente asiático causó sorpresa, pues a pesar de estar entre las naciones en desarrollo, obtuvo el 100 % en biodiversidad y hábitat y en agua y saneamiento.
España. Se encuentra entre las pocas naciones que casi alcanzaron el 100 % en calidad de aire. En cuanto al clima y energía obtuvo uno de los niveles más altos, un 81.84 %.
Aunque la República Dominicana no se encuentra en la lista del Index, sí cuenta con un plan de acción para proteger la biodiversidad, que está incluido en los Objetivos del Milenio.