Autoridades exhortan a población no arrojar desechos a costas del mar

7A_El País_17_4,p01

El director de la Comisión Militar y Policial del ministerio de Obras Públicas, general Estanislao Gonell Regalado, pidió a la población hacer conciencia sobre las consecuencias nefastas que ocasiona al medio ambiente arrojar desechos en ríos y playas.
Entrevistado durante las labores de supervisión de las brigadas de Obras Públicas que por cuatro días consecutivos han trabajado en la recolección de desechos sólidos en el litoral sur del Malecón, el alto oficial informó que no descansarán hasta dejar el lugar totalmente limpio.
Integración. “Este es un problema de país, no de nadie en particular, por eso la participación de diferentes instituciones. La ciudadanía también debe hacer conciencia y no arrojar desechos al mar ni a las calles porque contamina el medio ambiente. Es importante la educación”, precisó.
A su entender, las autoridades de los gobiernos locales, en coordinación con las juntas de vecinos y otras organizaciones de la sociedad deben enfocarse en la educación ciudadana”, precisó Gonell Regalado.
Impacto. De acuerdo a datos suministrados por el funcionario, unas 170 toneladas de desechos sólidos habían sido recolectadas hasta ayer al mediodía.
Dijo que los obreros y guardias del Obras Públicas continuarán con picos, palas y rastrillos, en la clasificación y retiro de los desechos arrojados por el río Ozama al mar.
Según explicó, los equipos se integran a las labores desde las 8:00 de la mañana hasta las 5:00 de la tarde en las zonas intervenidas, tales como playa Güibia, Obelisco Hembra y la plaza Fray Antón de Montesinos.
Los desechos son retirados en fundas con capacidad de 55 galones, agregó el alto oficial.
La zona está intervenida desde hace cuatro días reclasificando y retirando los desechos vertidos al mar por el río Ozama a raíz de las lluvias del pasado martes tras el paso de la onda tropical Beryl.
Brigadas. Alrededor de 800 hombres trabajan en la jornada de limpieza.
El operativo fue dispuesto por el ministro de Obras Públicas, Gonzalo Castillo, a requerimiento del presidente Danilo Medina.
Procedencia. Los desechos proceden de los barrios ubicados en la orilla del río Ozama y fueron arrastrados por las lluvias.
En la jornada participan también brigadas del ayuntamiento del Distrito Nacional, entre otras instituciones públicas y privadas, además de voluntarios.
Sensibilización. De su lado, el director del Programa de Mantenimiento de Carreteras de Obras Públicas, Douglas Borrell, hizo referencia a los operativos educativos que realizan en barrios marginados del Gran Santo Domingo.
“Desde hace dos años realizamos en los barrios marginados del Gran Santo Domingo operativos tratando de sensibilizar a la población sobre los riesgos de lanzar basura en las calles, ya que estos desechos terminan en el mar y causan un daño terrible al medio ambiente”, precisó el funcionario.