Cascada de renuncias Puerto Rico

FILE- In this June 22, 2018 file photo, Puerto Rico's Governor Ricardo Rossello speaks about investment and business in Puerto Rico, during the Select USA Summit, in Oxon Hill, Md. The governor has announced, on Tuesday, July 31, a shake-up of top Cabinet officials as the U.S. territory prepares to invest a recent influx of federal funds aimed at helping the island rebuild from Hurricane Maria. (AP Photo/Jacquelyn Martin, File)
FILE- In this June 22, 2018 file photo, Puerto Rico's Governor Ricardo Rossello speaks about investment and business in Puerto Rico, during the Select USA Summit, in Oxon Hill, Md. The governor has announced, on Tuesday, July 31, a shake-up of top Cabinet officials as the U.S. territory prepares to invest a recent influx of federal funds aimed at helping the island rebuild from Hurricane Maria. (AP Photo/Jacquelyn Martin, File)

El Gobierno de Puerto Rico asiste a una interminable serie de dimisiones de jefes de agencia y corporaciones públicas del Ejecutivo liderado por Ricardo Rosselló, que defiende que no hay espacio en su Administración para la falta de compromiso.
El director de la Autoridad para el Transporte Marítimo, Luis Abreu, fue el último, a finales de agosto pasado, en bajarse del barco de Rosselló, quien hace meses pidió a sus principales colaboradores la firma de una carta de dimisión sin fecha.
Esa petición significó facilitar todavía más que Rosselló pueda prescindir de los colaboradores en su Administración que, según su criterio, no den la talla.
La renuncia de Abreu eleva a cerca de 40 las dimisiones de altos cargos en el Gobierno puertorriqueño, una cifra que para algunos analistas hace preguntarse qué pasa en el seno del Ejecutivo para que, mes tras mes, destacados funcionarios se desliguen del proyecto del gobernador. Rosselló había aceptado solo dos días antes la renuncia de la directora interina del Negociado de Ciencias Forenses, Mónica Menéndez, esta vez, según el Ejecutivo, por razones personales relacionadas a su salud y el bienestar de su familia.
En el caso del primero, el secretario de la Gobernación, Raúl Maldonado, había informado poco antes de la dimisión que estaba investigando las circunstancias en que un contenedor con suministros para las víctimas del huracán María terminó en una finca privada de Carlos San José, colaborador directo de Abreu. Menéndez, por su parte, asumió el cargo en abril pasado cuando Edwin Crespo, comisionado en aquel entonces, se tomó una licencia por motivos de salud, según se dijo.
El analista político Josué Fonseca señaló a Efe que una de las razones de la cascada de dimisiones puede encontrarse en la ineptitud mostrada por algunos responsables de agencia tras el huracán María.
Fonseca apunto que, incluso, Rosselló ha tenido que frenar su impulso de deshacerse de colaboradores ineptos debido a la disputa que mantiene con el presidente del Senado, Thomas Rivera Schatz.
Según el analista, el que Rosselló no contara con el apoyo de su propio partido en el Senado que debe ratificar nuevos nombramientos contribuyó a que el gobernador haya tenido que mantener a personas en las que ya no confía.