Centro  León
Más que un museo, un orgullo cultural del país

Fotografías: Fuente Externa
El Centro Cultural Eduardo León Jiménes de Santiago, no es tan sólo “el lugar donde todo el mundo se encuentra”. Es, sin lugar a dudas, uno de los museos más importantes del Caribe y se mantiene en franco proceso de innovación y puesta en marcha de novedosos proyectos culturales y educativos, dirigidos a todo tipo de público, sin exclusiones.

 La instalación de una enciclopedia virtual de enseñanza musical que, de manera gratuita, fue puesta al servicio de profesores, estudiantes, profesionales y amantes de la música; el Seminario-Taller de Etnomusicóloga Dominicana y Caribeña 2009, en homenaje al gran folclorista dominicano Fradique Lizardo; la Cuarta Bienal Interamericana de Videoarte y una Exposición de Fernando Peña Defilló, son algunos de los programas y proyectos expositivos, de investigación y desarrollo que forman parte de la oferta del Centro Cultural Eduardo León Jimenes en los próximos meses.

Estas propuestas están dirigidas a públicos de todas las edades y se articulan en torno a sus ejes temáticos: creatividad, identidad y habitabilidad, en un espacio concebido para la investigación, encuentro y disfrute de dominicanos y extranjeros de todas las clases sociales.

La entidad cultural, fue inaugurada en la ciudad de Santiago, en ocasión del centenario de la fundación de la fábrica de cigarros La Aurora en 1903, firma pionera de la gran familia empresarial que hoy constituye el Grupo León Jimenes y desde su creación mantiene intacto su compromiso de preservar, fortalecer y difundir los múltiples valores y elementos que se conjugan en el arte y la cultura de la República Dominicana y el Caribe, a través de sus cuatro salas de exposiciones: tres permanentes y una temporal.

Su Sala de Artes Visuales muestra la exposición “Génesis y Trayectoria”, un recorrido por los aspectos más relevantes de la historia de las artes visuales en República Dominicana. Aborda el rito, la religiosidad, el carácter urbano de la sociedad contemporánea y el mestizaje. Las obras que comprenden esta exhibición constituyen parte de las contribuciones del Concurso de Arte Eduardo León Jiménes y obras maestras de gran valor.

Mientras, la Sala de Antropología tiene la exposición permanente “Signos de Identidad” donde se realiza un fascinante recorrido de la cultura dominicana, mostrando la riqueza tangible e intangible de su patrimonio nacional. 

Por otro lado, la Sala Huella y Memoria: Eduardo León Jiménes: Un siglo en el camino nacional (1903-2003), está ubicada en el segundo nivel del edificio y muestra una réplica de La Aurora, así como un recorrido por un siglo de la historia del Grupo León Jiménes, desde la adquisición de los terrenos para las primeras siembras de tabaco que dieron origen al gran grupo empresarial.

Más allá de sus salas expositivas, el Centro León posee amplios espacios de acogida para la realización de actividades creativas, participativas y dinámicas, como son el Auditorio, Salón de Actividades, Aula y Taller Creativo, de usos múltiples para hacer seminarios, talleres, conferencias y conversatorios y su formidable tienda, que está conformada por una interesante selección de objetos (obras de arte y artesanías) publicaciones y ediciones de distintos formatos.

Su Patio Caribeño, donde se exponen esculturas y se logra apreciar parte del Jardín y el Aviario, es un taller de producción artesanal que elabora cigarros a mano de La Aurora, recreando la fábrica original de hace más de cien años y la Mediateca, con un ambiente documental multimedia destinado a la consulta e investigación de fuentes diversas, complementan la diversidad de este Centro, que tiene cada día un variado programa y actividades sin desperdicios.

El Centro León  ofrece diferentes atractivos, tales como: visitas guiadas, talleres para docentes, tardes creativas con niños, campamentos, excursiones ecológicas, video café, cine club, seminarios, conferencias, congresos, tertulias, concursos, conciertos y festivales.

Esta ruta, es imprescindible de realizar si vienes a la Ciudad Corazón y aunque hayas visitado el lugar en múltiples ocasiones, siempre encontrarás algo novedoso para el deleite del alma y el espíritu.