Crecimiento compartido

Por GUILLERMO A. RIVERA R
19 marzo, 2011 9:11 pm Sé el primero en comentar
http://hoy.com.do/image/article/601/460x390/0/49306F21-3B62-4EB9-A01C-7B0B86BC2896.jpeg

Uno de los temas más recurrentes tanto en los medios de comunicación como en las declaraciones de funcionarios públicos es la elevada tasa de crecimiento que refleja el desempeño de la economía del país. Sin embargo, existe un sentimiento generalizado de que la estamos pasando muy mal o que estamos en una fiesta malísima.

Recientemente se han manifestado posiciones favorables al logro del objetivo de un aumento salarial y en ese sentido, el ministro de Trabajo anunció que todo estaba listo para iniciar las negociaciones a fin de procurar alcanzar ese objetivo. El comportamiento económico actual no es diferente a la recuperación económica iniciada a mediados de la década de los noventa. No obstante, en aquella ocasión dicho crecimiento económico estaba caracterizado como norma general por modestos o insuficientes incrementos salariales.

En la medida en que crece la economía, se incrementa el flujo de ingresos a las empresas y al mismo tiempo, dichas empresas deben compartir parte de esos ingresos con los trabajadores a través de un mejoramiento de los niveles en la escala salarial.

En un estudio sobre la distribución de la riqueza, la CEPAL estima que entre los países de América Latina la participación de los segmentos más acaudalados de la población en el ingreso total aumentó únicamente en Costa Rica, Guatemala y República Dominicana, lo cual implica un aumento de la pobreza y desigualdad social. Para enfrentar esta situación, el professor Paul Krugman recomienda la adopción de un sistema impositivo progresivo, a fin de compensar las debilidades que enfrentan los obreros.

En la actualidad, existe la percepción de que parte del empresariado sólo desea compartir con los empleados una pequeña o insignificante alícuota de los aumentos que han obtenido en la productividad y por consiguiente en sus beneficios generados por el crecimiento económico.

Cabe preguntarse hacia dónde va el 99 por ciento del aumento de la productividad de las empresas? Nada más facil de descubrir ya que se dirige a financiar sus estados financieros es decir, los beneficios  se destinan a aumentar las riquezas de los empresarios, la mayoría de los cuales destinan muy poco dinero a inversiones en actividades creadoras de empleo, investigación y desarrollo o aumentos sustanciales de salarios.

Se puede afirmar, sin lugar a dudas, que actualmente los niveles salariales son cada vez y en forma significativa, mucho menores en el empleo que se está creando en comparación con el empleo que se está eliminando.

Por otra parte, casi la totalidad de la fuerza laboral del sector privado no está sindicalizada. La ausencia de uniones y sindicatos  significa que los trabajadores están a la merced de la buena voluntad o disposición de los empresarios de compartir el incremento de sus beneficios o ingresos con los empleados. Desgraciadamente, cuando hay una ausencia de sindicatos no existe voluntad o disposición por parte de los empresarios en compartir sus ganancias. El principal ley motiv de los empresarios es incrementar el valor de sus activos. Los empleados son considerados un mal necesario que debe ser eliminado o reemplazado por trabajadores temporarios, a los que se les prohibe organizar sindicatos y sobretodo  que no reciben un justo y equitativo aumento salarial.

En el presente y con la excusa de generar un nivel mayor de empleo, se está generalizando la necesidad de liberalizar el mercado de trabajo. El propósito de esta medida no es más ni menos que eliminar todos los derechos  que tienen los trabajadores y al mismo tiempo, fortalecer el capital. En este sentido, se promueve la explotación del hombre por el hombre y en definitiva una mayor concentración de la riqueza y un aumento de la exclusión y desigualdad social.

El mantenimiento de elevadas tasas de crecimiento son buenas noticias para los dirigentes nacionales. Pero un crecimiento económico con el cúal pocos nacionales comparten sus bonanzas no es sin lugar a dudas una nueva luz, sino más bien una gran mancha en el panorama electoral. No es muy halagador para el pueblo ni para los trabajadores el hecho de que no puedan compartir los beneficios generados por el comportamiento alcista de la economía dominicana, aspectos que las autoridades deben tomar en cuenta.

El crecimiento económico en forma sostenible es un gran generador de riquezas y de oportunidades, pero como lo demuestra la experiencia no es un mecanismo que permite una justa distribución del ingreso y de las oportunidades. De ahí, la necesidad de erradicar las verdaderas causas de la pobreza y de las excesivas desigualdades existentes en nuestro país. En este sentido, habria que eliminar la tradición nacional de que la educación es un elemento discriminatorio, dado que por su pésima calidad su efecto tiende a perpetuar las diferencias sociales. Nuestros ciudadanos se merecen excelencia educativa desde la cuna hasta la tumba. Lo anterior hace necesario una mayor atención al fortalecimiento de los vínculos familiares, ya que una familia débil significa menos oportunidades, menos educación, más delincuencia, más drogas.

Por otro lado, en las próximas negociaciones salariales se debe tener en consideración la manera de contribuir a eliminar la exclusión social. A tal fin los empresarios deberán auspiciar la creación de un salario ético y justo, para que las familias de los empleados y trabajadores puedan ir a la escuela, tener sus controles de salud al día y capacitar  a aquellos de sus hijos que buscan trabajo. Esta medida enaltecería al empresariado nacional, ya que participaría en la construcción de una sociedad más justa.  Al mismo tiempo, la nueva generación de jóvenes empresarios podría jugar un papel catalítico para promover una mayor sensibilidad social en el empresariado nacional. Finalmente, la clase empresarial debe de estar más comprometida con la comunidad nacional a través de una mayor lealtad, dignidad y compromiso social. Por último, el empresariado debería establecer vínculos con los líderes naturales locales apoyando el concepto de desarrollo comunitario, basado en el esfuerzo propio y ayuda mutua, fortaleciendo financieramente proyectos de agua potable, mejoramiento de la agricultura, salud y educación. 

Sé el primero en comentar
Políticas de comentarios - ¿Cómo comentar?

hoy

Políticas de comentarios

La administración se reserva el derecho de editar o borrar cualquier mensaje posteado por los usuarios.

Los datos personales y la IP son registradas cada vez que el visitante postee un mensaje. Si tiene una queja sobre algún comentario, por favor contáctenos de inmediato.

No compartimos su información con terceras partes o compañías

Por favor, lea las reglas antes de postear:

  • • Anuncios Comerciales - No se permiten comentarios con link o anuncios comerciales. Si desea anunciarse en nuestro site contáctenos para recibir información adicional.
  • • Contenido Ofensivo - No postee contenido ofensivo o sexual. Este tipo de contenido queda terminantemente prohibido y resultará en la restricción permanente del usuario
  • • Comportamiento - Cualquier comentario ofensivo a otro usuario, en molestia o en forma de amenaza no será permitido. Si se da el caso de dicha conducta, el acceso de el usuario podrá ser restringido permanentemente.
  • • Fuera de Contexto - Deben mantener los comentarios dentro del contexto del artículo.