Duodécima edición de premios a farmacéuticos

A1

La directiva de la Unión de Farmacias celebró los tradicionales premios “Mortero de Oro”, que son un reconocimiento a los dueños de farmacias que integran la entidad en todo el país y se realizan cada año con motivo del Día del Dueño de Farmacia, que se conmemora el 31 de octubre.
En esta duodécima edición los premiados fueron Julio Curiel De Moya, del Grupo Carol, con el Galardón Gran Mortero de Oro; Cristóbal Federico Gómez, de Laboratorios Magnachem, con el Mortero de Oro Especial y César Lantigua, de la Farmacia Ana María, de Santiago, con el Mortero de Oro Póstumo.
Como de costumbre la gala se inició con la invocación a Dios por parte de la farmacéutica Laura Oleaga de De la Cruz. Durante un almuerzo en el hotel Crowne Plaza de Santo Domingo, donde los miembros de la Junta Directiva de la Unión de Farmacias encabezada por su presidente Raúl Hernández Castaños, dieron la bienvenida a más de 750 dueños de farmacias que cada año se dan cita para este gran evento.
Hernández Castaños destacó en su discurso que el reconocimiento de este año se enmarca en la celebración del 33 aniversario de la institución, una entidad que cuenta con 900 miembros en el territorio nacional.
El salón fue ambientado con una escenografía con concepto marino, donde los invitados pudieron disfrutar de una experiencia como en un crucero, junto a una representación de guardiamarinas de la Armada, acompañada de piezas musicales del Grupo te Canto RD, además de DJ y violinista en vivo. La sorpresa fue la participación de Sergio Vargas.


COMENTARIOS