Enemencio Terrero Flores: Tronco manoguayabense

Ángel María Pérez sufrió una trombosis que lo incapacitó antes del ajusticiamiento del tirano Rafael Leónidas Trujillo Molina, Enemencio Terrero Flores, heredó de su suegro la presidencia del Partido Dominicano en la sección Manoguayabo, lo que le agenció unas fuertes relaciones con don Horacio Álvarez, presidente del partido de Trujillo en el Distrito Nacional.
Tras la caída de la tiranía, pasó a formar parte del Partido Acción Social, fundado por Joaquín Balaguer en la ciudad de Nueva York, cuando salió al exilio en 1962. Luego fue presidente del Partido Reformista.
Enemencio Terrero fue tronco de una de las principales familias del siglo pasado en Manoguayabo, fueron sus padres Juan Terrero (Juan Malena), quien llegó a Manoguayabo a finales del 1800, procedente de Salinas, provincia de Barahona, y doña María Flores, de la represa de Isa, Villa Altagracia. Durante un buen tiempo se dedicó a manejar un camión GMC para tiros de materiales de construcción y otros acarreos.
Casó con la señora Rosa Angélica Pérez, quien fue una destacada dirigente reformista y colaboradora de doña Emma Balaguer de Vallejo, hermana del caudillo reformista Joaquín Balaguer.
De esta unión nacieron: Rafaela (Felén), Juan María (Guajiro), William César, Enerolisa, Nery, Milady, Fredesvinda, Darico, Héctor (Bolívar), y el profesor Aquiles Antonio Terrero Pérez.
Aunque fue dirigente del Partido Dominicano de Trujillo, y del Partido Reformista de Balaguer, residentes consultados en Manoguayabo, aseguran que Enemencio Terrero fue un hombre conciliador, y al igual que su suegro, siempre procuraba gestionar o resolver las necesidades del poblado, que en esos tiempos era una aldea campesina.
Además, fue delegado de esa sección ante el Ayuntamiento del Distrito Nacional, durante la gestión del alcalde Guarionex Lluberes Montás. Murió el 31 de julio de 1974.