Esa crónica de una Edith Febles anunciada

MARIEN ARISTY CAPITÁN

La suerte fue echada antes de ser echada. Cual crónica de una Edith Febles anunciada, para nadie fue una sorpresa que algunos de los nuevos fiscales sean justos los que ya se sabían: ¿de verdad creen que, con notas de prensa y mucha propaganda, la gente es tan tonta para no darse cuenta de lo que estaba y está detrás de la selección?
Tal vez haya quien crea en los concursos hechos en el patio pero lo cierto es que hay mil y una forma de amañarlos. Lo grande es que ni siquiera guardaron las formas y, tal como dijo Edith, colocaron a quienes denunció en las principales fiscalías del país. Entre ellas resaltan la del Distrito Nacional, donde irá Rosalba Ramos; y la de Santiago, que será ocupada porJosé Francisco Núñez.
Pensar que es casualidad que se descartara evaluar el desempeño de los fiscales actuales para dejarlos en sus puestos en los casos en los que ameritara es tan absurdo como pretender que no hay nada detras de la convocatoria del Consejo Nacional de la Magistratura para reemplazar a los cuatro jueces del Tribunal Constitucional (TC) que cesaron sus funciones.
Oportunísimo porque los jueces cumplieron el tiempo para el cual fueron elegidos, apostarán a hablar de legalidad justo después que el TC declarara inadmisible la acción de inconstitucionalidad que buscaba abrir una brecha para una posible repostulación del presidente Danilo Medina.
Aunque el procurador Jean Alain Rodríguez y el aparato propagandístico del Gobierno quieran jugar a que respetan la ley y que actúan sin ningún interés, les tengo malas noticias: solo “engañarán” a los que están en su propia parcela.


COMENTARIOS