Escogido Aplica dos derrotas al Licey

WILLI CASTRO DEL ESCOGIDO/HOY/CARLOS ALONZO/21/10/2018
WILLI CASTRO DEL ESCOGIDO/HOY/CARLOS ALONZO/21/10/2018

Los Leones del Escogido combinaron el bateo oportuno con otra buena salida de sus lanzadores para aplicar ayer dos derrotas a los Tigres del Licey en el marco del torneo de béisbol invernal dominicano, dedicado a Vladimir Guerrero.
En el primer encuentro, reanudado en el séptimo episodio tras la suspensión del pasado 14 de octubre a causa de la lluvia, los escarlatas vencieron a los azules 2 por 0, al atacar con tres imparables a Jairo Asencio en el noveno episodio para anotar las únicas dos vueltas del partido, liderados por Jack Mayfield, quien abrió la entrada con sencillo al jardín derecho y de inmediato fue traído al plato con doblete por el bosque izquierdo conectado por César Puello, quien también anotó desde la segunda base, producto de dos lanzamientos desviados de Asencio.
El pitcheo de los Leones volvió a estar a la altura tirando nueve entradas en blanco contra los bengaleses gracias a una sólida apertura de Tyler Alexander, quien completó seis capítulos en blanco de un hit y tres ponches. La derrota fue para Asencio, quien en dos tercios concedió dos vueltas limpias con tres incogibles. Por los Leones, Puello se fue de 4-2 con dos dobles, una anotada y una remolcada; y Mayfield bateó de 4-3 con doble y anotada. Por los Tigres, Liriano pegó un doble en tres turnos.
Segundo juego. A segunda hora, los melenudos se impusieron sobre el Licey 2-1, apoyados por extrabases de Mayfield, Willi Castro y Rafael Ynoa, así como por la excelente labor monticular del abridor Jake Thompson. En el segundo inning, Mayfield abrió con doble al jardín central y se movió a tercera con un elevado de Diory Hernández al bosque izquierdo, pero un error en tiro de Pablo Reyes al cuadro trajo la primera rayita para el Escogido.
La segunda vuelta llegó en el sexto capítulo en las piernas de Ynoa, quien tras conectar un estacazo a la pared del prado derecho llegó a la intermedia desde donde fue empujado a la goma por un triple de Castro al jardín derecho.