Esperan decreto haga sostenible reglas a banca

EXPEDICION DE MARVETE EN LOS BANCOS(BANCO BDA) DE LA AV. INDEPENDENCIA CON MAXIMO GOMEZ/26-11-08/FOTO CESAR SANCHEZ
EXPEDICION DE MARVETE EN LOS BANCOS(BANCO BDA) DE LA AV. INDEPENDENCIA CON MAXIMO GOMEZ/26-11-08/FOTO CESAR SANCHEZ

El presidente de la Asociación de Bancos Comerciales de la República Dominicana (ABA), José Manuel López Valdés, ponderó el Decreto 258-18 emitido por el Poder Ejecutivo el 11 de julio pasado, en el entendido de que persigue que los beneficios de cualquier regulación económica superen el costo que la adopción e implementación de las mismas conlleva no solo para las empresas sino para la economía nacional.
“El lograr este objetivo contribuirá innegablemente a mejorar la eficiencia y la competitividad de nuestro país”, afirmó López Valdés en un editorial publicado en el último boletín de la ABA.
Tras la aprobación y promulgación de la Ley de Lavado de Activos y otras regulaciones, en círculos bancarios se ha expresado preocupación sobre el costo que pudieran tener para el sector esas regulaciones y la necesidad de que ese costo se haga sostenible.
“Es ampliamente reconocido en la literatura económica y financiera que la regulación es condición necesaria para promover que la economía, y en particular el sistema bancario, funcione solvente, eficiente y competitivamente”, explica López Valdés.
Y agrega: “Ello requiere que se sopese el costo beneficio de las disposiciones regulatorias que se dicten, en procura de que las normas establecidas no den lugar a costes mayores a los beneficios que se esperan de las mismas”.
El Poder Ejecutivo emitió el 11 de julio del año en curso, el decreto 258-18, en virtud del cual se dispone la cuantificación y análisis de los costos asociados a las regulaciones vigentes en la República Dominicana, así como su impacto en la economía nacional.
Al mismo tiempo, el Gobierno puso en marcha el Plan Nacional de Mejora Regulatoria, que se espera habrá de impulsar la competitividad, la actividad empresarial, el crecimiento económico y el desarrollo social del país.
El decreto 258-18 designó a la Dirección Ejecutiva del Consejo Nacional de Competitividad como la entidad responsable para determinar el costo de las regulaciones vigentes y su impacto en la economía nacional.
Al mismo tiempo Competitividad deberá proponer las medidas necesarias para mejorar el marco regulatorio en el país de acuerdo a las mejores prácticas internacionales”, comenta López Valdés, presidente de la ABA.


COMENTARIOS