Estrategia para plantas de energía de SunEdison entusiasma a todos

e9

Christopher Martin

El objetivo de SunEdison Inc. de desarrollar plantas de energía renovable en el mundo entero en lugar de los paneles que las hacen funcionar, ha conquistado a una de las voces más críticas del sector.

Gordon Johnson, analista de Wolfe Research de Nueva York, advirtió a los inversores durante años que las empresas solares enfrentan un problema de supervivencia en tanto continúan cayendo los márgenes para los paneles fotovoltaicos que convierten la energía del sol.

La propuesta de SunEdison en materia de plantas de energía brinda márgenes mayores y fuertes perspectivas de crecimiento, con un modelo empresarial que está comenzando a producir pagos de dividendos constantes. El resultado: cuando Johnson inició la cobertura de la compañía el mes pasado, puso a la compañía con sede en Maryland Heights, Missouri, una nota superior al mercado.

“Los alcistas acertaron en ésta”, dijo Johnson, que prevé un alza para las acciones desde alrededor de US$30 en este momento hasta US$44.

En lo que va del año, SunEdison avanzó 60 por ciento, el nivel más alto entre las empresas estadounidenses que integran el índice Bloomberg Intelligence Global Large Solar. Obtuvo 15 calificaciones comprar de los analistas, dos mantener y una vender, con una nota promedio de 4,5 sobre 5, la más alta para los miembros estadounidenses del índice de 21 compañías.

La empresa tiene una historia compleja. Fundada en 2003, fue comprada en 2009 en US$200 millones por un proveedor de materiales para semiconductores que en su momento fue propiedad de Monsanto Co. El comprador, llamado MEMC Electronic Materials, adoptó el nombre SunEdison en 2013 cuando comenzó a abandonar la fabricación de obleas de silicio para dedicarse a los chips y las celdas solares.

Desde entonces SunEdison ha crecido rápidamente, con plantas de energía en funcionamiento o en proceso de desarrollo en todos los continentes salvo la Antártida. Tenía 4,9 gigavatios de capacidad en funcionamiento a fines del primer trimestre y 7,5 gigavatios en desarrollo al 1 de junio.

El martes, la compañía ganó otros 2 gigavatios con acuerdos para adquirir desarrolladores en América Central y en Asia.

Oportunidad enorme. “Nos estamos preparando para un gran crecimiento con el fin de capitalizar una oportunidad enorme en el mercado”, dijo en una llamada en conferencia el máximo responsable ejecutivo, Ahmad Chatila, el 7 de mayo.

Chatila se negó a ser entrevistado en tanto la empresa está organizando una oferta pública inicial de TerraForm Global Inc., una unidad independiente de la empresa centrada en mercados emergentes que podría llegar a recaudar hasta US$800 millones.

Y esa es la segunda parte de la exitosa historia de SunEdison.

TerraForm Global se formó para ser propietaria y manejar plantas de energía, usando los ingresos provenientes de vender electricidad para comprar más plantas de energía, a Sun Edison y a otros desarrolladores. Este modelo se vuelve cada vez más popular para los desarrolladores de energía limpia. La estructura, conocida como ‘yieldco’, ayuda a bajar los costos de endeudamiento para sus sociedades matrices y ofrece dividendos constantes a los inversores.

TerraFlorm Global será la segunda ‘yieldco’ de SunEdison. La primera, TerraForm Power Inc., se centra en plantas de energía en Estados Unidos y otros países desarrollados. Ha avanzado 55 por ciento desde su OPI en julio, y elevó su dividendo desde 17 centavos la acción en noviembre hasta 32,5 centavos en mayo.

 


COMENTARIOS