Fideicomiso de Tecnología e investigación de Puerto Rico desarrolla la Ciudad de las Ciencias

ciudad

En la ciudad de San Juan, el Fideicomiso de Ciencia, Tecnología e Investigación de Puerto Rico (FCTIPR), una organización sin fines de lucro enfocada a estimular la innovación, la transferencia, la comercialización de tecnología y fomentar la creación empleos en la economía global de conocimiento, ha dado a conocer su plan de desarrollo para la Ciudad de las Ciencias.

Actualmente el Fideicomiso busca un socio para financiar, desarrollar y manejar el Proyecto de la Ciudad de las Ciencias a largo plazo con el fin de crear una comunidad moderna y vanguardista para la industria de ciencia, tecnología e investigación con instalaciones para fines residenciales, comerciales y recreativos.

Alberto Bacó-Bagué, Secretario de Desarrollo Económico de Puerto Rico, destacó que este tipo de entidades desempeñan un papel fundamental para lograr la cohesión de los agentes de innovación gracias a su cercanía a las empresas y a las instituciones y organismos públicos y también a los ciudadanos.

“La Ciudad de las Ciencias nacerá con la pretensión de reconocimiento como ciudad apoyada en inversiones que favorezcan la sostenibilidad económica y mejoren nuestro patrón de crecimiento basado en el conocimiento y la investigación”, sostiene el Secretario del DECC. Algo que se evidenciará a través de la expansión de sectores y que supone un  “nuevo esfuerzo colaborativo que contribuirá a la diversificación e internacionalización de la economía puertorriqueña”, dijo.

Lucy Crespo, principal Oficial Ejecutiva del Fideicomiso de Ciencia, Tecnología e Investigación de Puerto Rico, explicó que l Fideicomiso es parte integral del Corredor del Conocimiento de la Isla, y en su Junta de Fiduciarios  tiene a representantes de instituciones de renombre como la Universidad de Puerto Rico, el Centro de Ciencias Biomoleculares, la Universidad de Yale, Amgen, y farmacéuticas locales.

Desde su creación, estimada para Junio del 2016, el Fideicomiso habrá hecho inversiones tanto en el terreno, como mejoras en el solar y en infraestructura, como parte de un plan continuo para apoyar el desarrollo privado.

“La visión del Fideicomiso es que para el año 2022, Puerto Rico será un eje mundial de innovación, que desarrolla, atrae y retiene a científicos, emprendedores y empresas que desatan la creatividad y competitividad de alto nivel. El desarrollo de infraestructura de ciencia y tecnología, como lo es la Ciudad de las Ciencias, es uno de los elementos importantes para lograr esto. Con esta inversión, Puerto Rico continúa insertándose en la economía del conocimiento a nivel mundial para así activar y acelerar el desarrollo socioeconómico del País”, apuntó Iván Ríos, Principal Oficial de Operaciones del Fideicomiso de Ciencia, Tecnología e Investigación.

“Como un socio de desarrollo financieramente capacitado, el Fideicomiso está listo para establecer una relación contractual a largo plazo para desarrollar este espacio en conjunto con el socio seleccionado y trabajar de cerca en ayudar a realizar la visión de convertir a la Isla en un centro de innovación reconocido globalmente y que conecte a los ecosistemas de ciencia y tecnología de Puerto Rico”.

La Ciudad de las Ciencias está localizada en el corazón del  Corredor del Conocimiento, en San Juan, rodeada de hospitales, universidades y centros de investigación públicos y privados,  tales como el Centro Comprensivo de Cáncer; el nuevo Centro de Ciencias Moleculares; el Recinto de Ciencias Médicas y  el Recinto de Río Piedras, de la Universidad de Puerto Rico; y el campus del Centro Médico de Puerto Rico con 8 hospitales, entre otros.

El Fideicomiso también ha establecido alianzas con otras instituciones de ciencia e investigación para lograr acuerdos colaborativos formales tanto con el Fideicomiso como con los futuros inquilinos de la Ciudad de las Ciencia, en áreas como la investigación, transferencia de tecnología y pruebas clínicas.

El Distrito de la Ciudad de Ciencias realza las particularidades de Puerto Rico, que incluyen una sociedad multicultural y una diáspora conectada en todo el mundo; su conveniente ubicación geográfica y el acceso a los EE.UU., América Latina y el Caribe; un coste de vida menor al de muchos países y variedad de recursos; atractivas ofertas de impuesto bajo las leyes de Estados Unidos. Todos estos elementos, junto con los incentivos adicionales de negocios, han hecho que empresarios reconocidos hayan decidido venir a vivir y  trabajar desde la isla.


COMENTARIOS