Grupo cuestiona libertad imputados caso Odebrecht

Los jóvenes en la protesta

Santiago. La libertad bajo fianza que dispuso el juez Francisco Ortega a favor de Ángel Rondón y Víctor Díaz Rúa, implicados en los supuestos sobornos pagados por Odebrecht para conseguir obras del Estado, provocó el repudio de miembros del movimiento Marcha Verde, quienes protestaron ayer frente al Palacio de Justicia.
“El expediente mal formulado y la variación de la medida de coerción es una prueba de que hay intención clara de obstruir la justicia por parte del Ministerio Público y del Poder Judicial”, afirmó en un documento Altagracia Kubinyi, quien fungió de vocera de los manifestantes.
Los integrantes del movimiento, con escobas en manos, en señal de repudio al accionar judicial, aseguraron que el caso Odebrecht es una muestra de que la justicia dominicana está secuestrada, por lo que no permitirán bajo ninguna circunstancia que “este régimen de impunidad se burle de la sociedad dominicana”.
“Marcha Verde condena esta decisión y llama al pueblo dominicano a continuar sumándose con mayor compromiso a los espacios de movilización. Estamos cansados de que la justicia dominicana sea un instrumento del Estado que opera en favor de la falta de institucionalidad, corrupción e impunidad“, expresaron.
La Marcha Verde deploró que el magistrado Ortega haya resultado ser parte del esquema de impunidad que prevalece en el país, con lo cual deshonró su investidura en un momento en el que pudo estar a la altura de la historia y colocarse del lado de los mejores intereses de un pueblo que reclama justicia.