Indicadores anticipan fin de largo crecimiento de EU

Curva de tipos continúa

Hay dos indicadores que parecen estar anticipando el fin de nueve años seguidos de crecimiento de la economía de Estados Unidos, uno de los ciclos más largos desde el final de la Segunda Guerra Mundial.
Esos indicadores son que la curva de tipos en EEUU se está aplanando y que la tasa de paro se acerca a mínimos.
Los expertos entienden que si la curva de tipos continúa aplanándose podría terminar invirtiéndose, lo que casi en el 100% de las veces ha sido síntoma inequívoco de que la próxima recesión está a la vuelta de la esquina (10 meses de media según la Fed de San Luis). Según el consenso de los economistas.
El aplanamiento de la curva de tipos quiere decir que el rendimiento de los bonos con vencimiento a corto plazo (letras o bonos a uno o dos años) se está acercando al rendimiento del bono de 10 años, mientras que la inversión de la curva se produce cuando los tipos de interés a corto plazo son más elevados que los de largo.
Según publica el diario español El Economsita.es, este rasgo es poco habitual y se ha producido en momentos contados a lo largo de las últimas décadas, siempre coincidiendo con un periodo de subidas de los tipos a corto plazo por parte de la Fed, como está sucediendo en la actualidad.
En condiciones normales, la curva de tipos tiene una pendiente positiva. La explicación es lógica: grosso modo, no es lo mismo prestar dinero a alguien durante tres meses o un año que hacerlo con una promesa de devolución a diez o veinte años.
Por otro lado, como señala Kevin L. Kliesen, investigador de la Reserva Federal de San Luis, que la tasa de paro toque mínimos “ha sido históricamente un pronosticador fiable de una recesión económica”. La dificultad reside en saber con exactitud cuándo ha tocado la tasa de paro su punto mínimo dentro del ciclo, es decir, discernir si aún puede o va seguir bajando o si ha tocado su límite por la parte baja.
En la actualidad, la tasa de paro en EEUU se encuentra en el 3,8%, mientras que sólo en tres de los últimos ocho ciclos expansivos ha caído por debajo del 4%.


COMENTARIOS