Inseguridad da paso ola linchamientos en México

Alleged kidnappers lie on the ground after being arrested during a police operation on the outskirts of Mexico City, Tuesday, Sept. 2, 2008. According to the police, a federal police officer and 4 alleged kidnappers were killed during the police operation to rescue a mother and her son, who were kidnapped eight days ago. Twenty people were captured with automatic weapons during the police raid. (AP Photo)

La impunidad, la desconfianza en la policía y el sistema judicial más los rumores en redes sociales, han dado paso a una oleada de linchamientos que ha dejado unos 25 muertos y otros 40 intentos, de acuerdo con cifras oficiales.
El más reciente tuvo lugar la noche de este lunes en la delegación (vicealcaldía) de Cuajimalpa, en el poniente de la Ciudad de México, donde un grupo de pobladores linchó a un hombre de 24 años al que señalaron por intentar robar a un niño. Solo bastó que unas personas lo señalaran como culpable de pretender robar al menor de edad para que decenas de pobladores lo retuvieran y comenzarán a golpearlo. Al ser rescatado por las autoridades, contó que buscaba a un familiar pero un niño que salió de una casa se asustó; pero la muchedumbre lo arrebató a los policías y lo llevó a la explanada de una iglesia donde finalmente murió.
Según registros de la Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH) de México, durante el 2018, 25 personas fueron linchadas y otros 40 intentos fueron frustrados aunque las víctimas presentaron distintos grados de lesiones.
La doctora en Ciencias Antropológicas por la Universidad Autónoma Metropolitana, Elisa Godínez, dijo a Efe que “la violencia (de los linchamientos) tiene que ser leída en un contexto más amplio”.
“En una generalidad que en los pueblos donde se han protagonizado linchamientos se sufren problemas como falta de servicios básicos, despojo de tierras, bienes y recursos naturales, invasión de territorios, crecimiento de la inseguridad y el crimen, entre muchos otros”, apuntó.