Qué se dice : ¿Investigar qué?

Luego del papelazo, al gobierno no le queda otro camino que investigar  todo lo ocurrido en torno al apresamiento en Moca de Juan Comprés, al que una patrulla policial le plantó cocaína, con tan mala fortuna que el hecho fue captado por una cámara de seguridad y  el video convertido en viral en las redes sociales. Gracias a ese video el dirigente de la Marcha Verde  no está preso cumpliendo  tres meses como medida de coerción,  y gracias también  a ese video el juez ante el que se llevó su caso no tuvo mas remedio que ordenar su libertad pura y simple. Pero un acto tan bochornoso debe ser investigado y los responsables sancionados, y eso lo sabe muy bien el Gobierno, que es el que mas tiene que perder en este lamentable episodio. Ayer el vocero de la Policía, el general Nelson Rosario, informó que el Director de Asuntos Internos y el Director de Inteligencia Delictiva se trasladaron a Moca, pero en lo que se investiga el caso, dijo, los agentes   involucrados fueron suspendidos. El procurador general, Jean Alain  Rodríguez, también ordenó una investigación, pero ojalá en algún momento explique porqué insistía el Ministerio Público en pedir presentación periódica para el imputado cuando era tan evidente que el único delito lo cometieron los policías que trataron de inculparlo. Fue una acción con una clara intención política que, según Juan  Comprés,  fue planificada con premeditación y alevosía  por los principales funcionarios locales del gobierno.    ¿Eso no se va a investigar, aunque solo sea para saber de qué mente retorcida y perversa salió la idea? Es una pregunta retórica,  pues usted y yo  sabemos, querido lector, que nuestros políticos siempre encuentran un pendejo o un chivo expiatorio al que echarle la culpa. Por suerte este país está cambiando, como lo demuestra el  Movimiento Verde, que   exhortó a la ciudadanía  a rechazar en las calles “las acciones antidemocráticas del gobierno contra un reclamo pacífico y ejemplar”. Que así sea.


COMENTARIOS