La DGII aumentará control fiscal fabricantes alcoholes

El ingeniero Magín Díaz, director de la DGII

En estos momentos la Dirección General de Impuestos Internos (DGII) trabaja en una reforma que permitirá más control fiscal de la producción, importación y comercialización de la industria de bebidas alcohólicas del país para enfrentar los incumplimientos tributarios en ese sector de la economía.
Así lo informó el director de la DGII, ingeniero Magín Díaz, en una carta dirigida al director de este diario, Bienvenido Álvarez Vega, a propósito del editorial publicado el pasado viernes titulado “Igualdad ante los impuestos”.
A continuación el texto íntegro de la carta:
“Apreciado Señor Director: En la Dirección General de Impuestos Internos (DGII) estamos totalmente de acuerdo con los términos del editorial del viernes 12 de octubre del año en curso, titulado “Igualdad ante los impuestos”, con referencia directa a la tributación de la industria de bebidas alcohólicas, el fenómeno de la evasión en el sector y las distorsiones que esto crea en el mercado, con indudable impacto en las recaudaciones.
“Es oportuno señalarle que este problema ocupa un lugar relevante en la agenda de la actual gestión de la DGII con resultados concretos, basados en una estrategia integral de combate a fraudes y delitos tributarios, en coordinación con la Dirección General de Aduanas (DGA) y la Procuraduría General de la República (PGR).
“Para su edificación, al asumir la conducción de la DGII, las recaudaciones provenientes de las ventas de ron y otras bebidas alcohólicas destiladas presentaban un balance al cierre del 2015 de RD$4,820.5 millones anuales, lo cual representó una disminución de 5.8%, respecto a lo recaudado en el año 2013 e incluso una menor recaudación en términos nominales que la verificada en el año 2012.
“Esta tendencia ha sido revertida dos años después: los ingresos anuales captados por esa fuente ascienden a RD$6,503.5 millones, un crecimiento de 35.0% respecto a las recaudaciones del año 2015. Es decir, las recaudaciones de alcoholes pasaron de estar prácticamente estancadas en el periodo 2012-2016 (RD$5,054 millones en 2012 vs. RD$5,181.4 millones en 2016) a tener un crecimiento sobre los 2 dígitos en 2017-2018.
“Esto ha ocurrido sin que se haya verificado en este periodo un crecimiento geométrico del consumo del alcohol ni de las tasas impositivas más allá de la indexación prevista en la ley. Esto claramente refleja que el plan que se está ejecutando va en la dirección correcta. Cuando un impuesto crece mucho más que el crecimiento de la economía o en este caso que el consumo de alcohol, es un evidente reflejo de que se está ampliando la base de contribuyentes y de que sectores o empresas que antes no estaban pagando ahora sí lo están haciendo, debido a las medidas implementadas por la DGII.
“El seguimiento constante, la fiscalización, el fortalecimiento de la estructura técnico-profesional interna en el área de alcoholes de la DGII y, en casos necesarios, el cierre de fábricas y operaciones clandestinas, así como los procesos judiciales de naturaleza penal emprendidos contra los violadores de la ley, han arrojado los resultados antes señalados.
“En adición a lo anterior, cabe señalar que la DGII está trabajando actualmente en una gran reforma que impulsará el control y trazabilidad fiscal de la producción, importación y comercialización de la industria de bebidas alcohólicas, con componentes que permitirán una gestión de manera efectiva no solo a los delitos propiamente dichos, sino otros comportamientos de incumplimiento tributario, como la evasión impositiva o planificaciones elusivas de contribuyentes regulados en el sector. Todo esto se habrá de traducir en un mejoramiento de los niveles de formalidad y, por ende, del cumplimiento.
“Aprovechamos para invitar a las empresas del sector a que, así como realizan publicaciones y eventos sobre el incremento de los niveles de venta, la participación mercado que poseen y liderazgos respecto de sus competencia, que pongan a disposición de la población las cifras de los impuestos directos que han pagado en los últimos cinco (5) años, entiéndase el impuesto sobre la renta y dividendos que hayan efectivamente liquidado y pagado, obviamente sin referir a los impuestos indirectos (como el Impuesto Selectivo y el ITBIS), pues estos son efectivamente pagados por los consumidores y no por las empresas.
“Resultaría interesante notar que para acceder a financiamiento local e internacional algunas empresas presentan beneficios que no coinciden para nada con aquellos presentados al fisco para fines del pago de tributos. Es una argucia que estamos y seguiremos enfrentando como Autoridad Tributaria.
“Con el propósito de promover la transparencia del sistema tributario, de conformidad con lo planteado por el artículo 47 del Código Tributario de la República Dominicana relativo a la excepción del Deber de Reserva, esta Dirección General de Impuestos evalúa la elaboración y publicación periódica de los impuestos directos efectivamente pagados por sectores importantes, como por ejemplo el que ocupa estas líneas, de manera que todos podamos estar al corriente de las contribuciones que efectivamente se realizan al Estado dominicano, de manera que podamos segmentar o separar aquellos impuestos que pagan los consumidores al adquirir bienes y servicios. Es a esto que precisamente apunta la invitación que hemos hecho precedentemente.
“Agradecemos la preocupación del periódico bajo su dirección sobre este tema y esperamos, como así siempre ha sido, su acompañamiento en la socialización de las informaciones con la población dominicana respecto de todos los cambios que ejecutamos para poner fin al oscurantismo tributario en la industria de marras”.
Atentamente,
Ing. Magín J. Díaz
Director General.