La Semana Santa alrededor del mundo

13_04_2017 HOY_JUEVES_130417_ ¡Vivir!2 C

Alrededor del mundo, la Semana Santa se ha convertido en una expresión religiosa, cultural y, por no, turística.
Muchos destinos se han hecho famosos por brindar experiencias únicas en todo el año, especialmente en esta temporada. Veamos cuáles son estos.
Israel. Celebrar los grandes eventos de la historia de salvación y de la vida de Jesús en los mismos lugares en los que ocurrieron es una experiencia inolvidable para todos los creyentes.
Oficialmente, la Semana Santa comienza al conmemorarse la entrada de Jesús en Jerusalén el Domingo de Ramos, con la misa matinal de las 8:00 en la iglesia del Santo Sepulcro y la tradicional procesión de palmas durante la tarde.
Luego, miles de cristianos de todo el mundo marchan jubilosamente desde Betfagé, rezando y cantando en todos los idiomas, descendiendo por la ladera occidental del Monte de los Olivos en camino a la Ciudad Vieja, a través del valle de Kidrón (o valle de Cedrón).
La Vigilia Pascual, el punto culminante de la semana, se celebra el sábado a las 7:30 de la mañana en la Basílica de la Resurrección, seguida de la entrada solemne del patriarca y de los oficios religiosos vespertinos.
Lisboa. La capital de Portugal es todo un encanto. Si se animan a visitarla pueden ir a Sintra, un pueblo famoso por sus palacios de cuento como el Palacio Da Pena. Otra opción es la Quinta da Regaleira, también en Sintra, o hacer un paseo por el Barrio de Alfama para ver la Torre de Belém.
Nueva York. Con las vacaciones de Semana Santa, la ciudad se llena de visitantes de todo el mundo. Por eso, cada año preparan actividades para todas las edades.
– El 16 de abril (domingo de Pascua) de diez de la mañana a cuatro de la tarde, en la a la Quinta Avenida (alrededor de la catedral neogótica de San Patricio en Manhattan), podrán ver el desfile de Pascua que data del siglo XIX. Quien así lo desee puede desfilar con su sombrero sin importar el motivo, loco, chistoso, divertido…
España. Con gran tradición en toda España, la Semana Santa evoca la muerte y resurrección de Jesucristo, por tal motivo, todos los actos se centran en recordar esos acontecimientos histórico-religiosos.
De manera específica, en Santiago de Compostela, la Semana Santa comprende más de siete días de actos, que incluyen procesiones, actos litúrgicos y conciertos de música sacra y antigua.
La Semana Santa alcanza su mayor vistosidad en las procesiones. De origen medieval, las procesiones llegan hasta la actualidad como muestra de religiosidad popular, pero también como un gran atractivo turístico-cultural. En ellas se representa, con imágenes de santos de gran valor que son llevadas en procesión, la dramática pasión de Jesucristo según el relato de los Evangelios. Las cofradías, versión religiosa de los antiguos gremios, son las encargadas de organizar estas procesiones.
México. En el país azteca, cada día de la Semana Santa ofrece diferentes tradiciones, incluyendo las reuniones especiales para las misas, procesiones y representaciones que conmemoran la historia de la pasión, crucifixión y resurrección de Jesús. El Domingo de Ramos, en los pueblos y ciudades, las personas llevan hojas de palma tejidas en forma de cruz por artesanos con diseños intrincados como un grupo que representa a Jesús y a sus discípulos encabezando una procesión que rinde homenaje a la entrada de Jesús en Jerusalén como describe la Biblia.
Cada año, en el barrio de Iztapalapa, en Ciudad de México, se reúnen alrededor de dos millones de personas con el objetivo de asistir a la procesión más famosa –y uno de los eventos culturales anuales en el mundo–, donde la comunidad local se prepara con meses de anticipación para participar en una procesión que recrea la pasión de Cristo con un elaborado vestuario y gran energía dramática.
Perú. Miles de peruanos optan por recorrer el país con el interés de aprender más sobre la cultura y tradiciones de las ciudades, además de disfrutar de los atractivos turísticos.
En Tarma, –al centro del país–, la Semana Santa se celebra con el colorido especial que le dan las enormes alfombras de flores elaboradas por los artistas de la zona, sobre las que posteriormente caminan las procesiones del Viernes Santo y el Domingo de Resurrección.
París. Es una tradición, el vía crucis del Viernes Santo en la Catedral Notre-Dame de París, en la basílica del Sacré-Cœur y en las iglesias parisinas.


COMENTARIOS