Lizardo: cambios en EE.UU. impactarán economía del país

ReSimón

El administrador general del Banco de Reservas, Simón Lizardo Mézquita, afirmó ayer que una Reserva Federal de Estados Unidos renovada, una política fiscal más clara y una política comercial más incierta podrían afectar el desempeño de la economía dominicana durante este año.
No obstante, dijo que espera que al terminar este año, el país registre el mayor período de expansión sostenida de su historia.
“En 2018 el consenso de expertos del sector público y privado, de los multilaterales y demás organismos independientes, es que creceremos nuevamente”, dijo Lizardo Mézquita al hablar en el “II Desayuno Empresarial Banreservas”, que tuvo como conferencista al economista Raúl Féliz.
Explicó que los resultados del 2017 se lograron en un entorno de precios estables, con una inflación dentro del rango meta del Banco Central, junto a una disminución, por sexto año consecutivo, del déficit de la cuenta corriente, reduciendo así las vulnerabilidades externas.
Expresó que a eso se conjuga una reforzada política de control de gasto público, que junto a un reciente récord en recaudaciones, permitió una reducción del déficit fiscal.
“La economía no sólo marcha bien en términos agregados, también el sector financiero se mantiene saludable y refleja un desempeño robusto, mostrando una sana capitalización, rentabilidad y calidad de los activos”, dijo.
Señaló que el entorno internacional ha valorado favorablemente todos estos resultados.
A mediados del año pasado, Moody’s mejoró la calificación soberana del país y, asimismo, en sus declaraciones del mes pasado, el Fondo Monetario Internacional (FMI) reconoció la estabilidad macroeconómica del país.
Indicó que el Banco de Reservas mantiene su liderazgo en el sector bancario, ocupando la primera posición en cartera de préstamos, depósitos y utilidades, con niveles de morosidad inferiores al promedio del mercado, y un índice de solvencia que supera con holgura el límite regulatorio.
Lizardo Mézquita dijo que el país tiene que prepararse para los cambios que implican la Cuarta Revolución Industrial.