Lolita Suárez, coach en RD de la Academia de Neurociencia y Educación de Alemania

Elizabeth Suárez, conocida en los medios como Lolita Suárez, se define como una mujer de fe, que cree en la transformación de los seres humanos. Profesional Coach por la International Coaching University (ICU) – Spain. Certificada en Neurosemántica por la International Society of Neurosemantics. Coach en Programación Neurolinguística (PNL) por BG Human & Coaching. Meta Coach, certificada por el Dr. Michael Hall.

Entrenada de Liderazgo por el John Maxwell Team. Seleccionada por la prestigiosa Academia de Neurociencia y Educación (ANE) de Alemania, como Coach en República Dominicana, siendo la primera coach de Latinoamérica de la Academia. Miembro de la Federación de Mujeres Empresarias (FEM). CEO y fundadora de “OLORIET” una empresa dedicada al crecimiento, desarrollo y capacitación. Hace conferencias motivacionales y trabaja con sus coaching acompañándoles en sus procesos, elevando sus niveles de crecimiento y planificación a que obtengan un equilibrio en sus vidas, materializando de forma exitosa en todo lo que emprendan, alcanzando las metas de sus más profundos anhelos.

¿Cómo te inicias en el mundo del coach?

Desde mi infancia, siempre me ha apasionado ayudar y motivar a las personas de mi entorno. Me inicio en el mundo del coach cuando me di cuenta de que mi crecimiento intencional generó una transformación intelectual y personal.
Aferrada a mi fe, pude descubrir cómo mi proceso de transformación servía de modelo y guía para otros que también querían alcanzar sus metas. Ahí entendí que me debía capacitar y ser exigente en mi capacitación, para propulsar y acompañar a las diferentes personas en sus diferentes situaciones.

¿Cómo puedes influir en las mujeres para cultivar su inteligencia emocional?

Las mujeres somos naturalmente inteligentes con nuestras emociones. Mi trabajo es enseñarles cómo sentirse seguras de sí mismas y abarcar esa fuerza brillante que tenemos todas. Cada mujer tiene enormes capacidades en nuestro entorno; como madres, empresarias y formadoras de hogares, hemos estado desarrollando líderes de comunidades.Mi visión es impulsar ese desarrollo intelectual para crear el espacio para el crecimiento y desarrollo intelectual de otros.

¿En qué consiste tu nuevo programa motivacional?
En fortalecer más que empoderar. Fortalecer valores, crecimiento, conocimiento e intencionalidad. La misión es ayudar a las personas a entender que en la capacitación y educación está el real cambio y transformación de nuestra comunidad, de nuestro país y de nuestro entorno. Solo el conocimiento puede arrojar luz y esperanza en el desconocimiento.

¿Cuál es tu opinión del rol de la mujer del siglo XXI?
El mayor rol de la mujer hoy en día es educarse y capacitarse. Alrededor del mundo y sobre todo en nuestro país, estamos ocupando las aulas de escuelas y universidades. En todos los ámbitos profesionales hay mujeres que han logrado ocupar grandes posiciones y crear un ejemplo para que la próxima generación de mujeres se atreva a lograr más.

¿Qué mensaje podrías enviar a las mujeres que hoy día intentan superarse?
Que no hay meta inalcanzable para cualquier mujer. Que no se olviden de vivir. Hay personas que están dejando de vivir sus sueños para sobrevivir situaciones donde ellas tienen la capacidad de tomar control y decidir lograr aquello que anhelan teniendo una actitud positiva, una actitud que les lleve a descubrir sus habilidades y que servirá de bendición para mantener un comportamiento de humildad, fortaleza y valentía. Le hago un llamado a toda mujer dominicana que exhiba sus valores tan altos como puedan ser sus alas, para volar. Que cooperen en nuestra sociedad sin competir, porque el camino de ellas, solo las conducirá a la excelencia y serán de provecho de aquellos quienes van a seguir sus huellas.

Para ti, ¿Qué significado tiene la celebración
del Día de la Mujer?
El día de la mujer es un ejemplo de lo que hemos logrado como género. El mundo está reconociendo nuestro valor en la sociedad y lo que nos impulsa a llegar a la cima. Este y cada “Dia de la Mujer”, debe ser un recuerdo de agradecimiento a todas las grandes mujeres que han dejado un legado antes de nosotras y de que aún nos falta mucho por lograr. Celebrando este día, encomiamos a nuestro género dignamente con la grandeza de ser portadoras de vida y la humildad de ser conciliadoras y mujeres de bien para el mundo.


COMENTARIOS