Lomachenko noquea a Rigondeaux y retiene cetro

Vasyl Lomachenko asesta un golpe a Guillermo Ringondeaux

NUEVA YORK . Vasyl Lomachenko no solo avasalla a sus rivales. Provoca que se rindan.
Incluso Guillermo Rigondeaux, quien nunca había perdido una pelea como profesional.
“Supongo que debería cambiarme el nombre a ‘No Más Chenko'”, declaró el ucraniano.
Lomachenko derrotó el sábado al cubano Rigondeaux, cuya esquina le impidió que disputara el séptimo asalto, por un dolor en la mano izquierda.
El ucraniano había dominado hasta entonces lo que fue la primera pelea profesional entre dos púgiles que han ganado dos medallas olímpicas de oro.
De acuerdo con la esquina de Rigondeaux (17-1 con 11 nocauts), el púgil cubano les dijo que algo se había roto en su mano durante el segundo episodio.
El promotor Dino Duva señaló que Rigondeaux empezó a sentir el dolor en el segundo asalto y que fue más agudo en el tercero. Duva indicó que la lesión fue causada por un golpe, aunque lo cierto es que Rigondeaux prácticamente no le hizo daño a Lomachenko.
“¿Dónde se lastimó la mano, en el vestuario?”, dijo el promotor Bob Arum.
Lomachenko (10-1 con ocho nocauts) se llevó su séptima victoria consecutiva por nocaut y retuvo su cetro superpluma de la organización Mundial de Boxeo (OMB). Rigondeaux, de 37 años, sufrió la primera derrota en 18 combates como profesional.


COMENTARIOS