Más verdes y más morados

Eusebio Rivera Almodóvar

Quinientos millones más de los verdaderos “verdes”, esos que tienen la foto de George Washington en el centro, serán recibidos por nuestro país en calidad de préstamo (como bonos) para continuar los trabajos de Punta Catalina y, junto con el bojote anterior de dólares que han sido recibidos a cambio de ganancia de intereses y/o compromiso de nuestra soberanía, tal vez, algún día, si Dios mete su mano, serán pagados por nuestros biznietos y tataranietos si antes no son echados de su tierra porque las “lomitas de metales” preciosos o no, como las de Bonao o la anhelada Miranda, ya serán patrimonio extranjero junto a zonas turísticas, valles y montañas productores de riqueza hortícola, que ya no serán dominicanos.
El Metro, los túneles, elevados, hospitales, escuelas, presas y carreteras construidos con dinero prestado, sobrevaluaciones y robo de funcionarios gubernamentales, hay que defenderlos con uñas y dientes porque son patrimonio del pueblo, productos de la sangre, sudor y lágrimas que le han sacado los corruptos.
La creación de infraestructuras, aun con fraudes “bochor-sobor-nosos”, ha sido punto a favor en todas las contiendas electorales que ganó Balaguer y han ganado los candidatos del Partido de la Liberación Dominicana, cosa que sus opositores no pueden utilizar por lo poco o nada que han construido, incapaces, ahora más que nunca, de detener la “pantalla” gubernamental, quedando como única y lógica opción el movimiento “marcha verde” que podría ser fortalecido con la concienciación e integración de peledeístas, interesados en detener a sus dirigentes en la carrera de acumulación dolosa de los verdes de Washington usando sus posiciones en el gobierno y olvidando a los verdaderos patriotas morados.


COMENTARIOS