Matanza en Las Vegas deja 59 muertos y más 500 heridos en tiroteo más letal EU

A1

Un estadounidense considerado “un lobo solitario” mató a 59 personas e hirió a más de 500 en un concierto al aire libre en Las Vegas el domingo, en el tiroteo más letal en la historia reciente de Estados Unidos.
El atacante, un hombre blanco de 64 años identificado como Stephen Paddock, abrió fuego sobre la multitud desde el piso 32 del hotel casino Mandalay Bay y luego aparentemente se suicidó, informó la policía.
El grupo yihadista Estado Islámico (EI) reivindicó la masacre y dijo que Paddock era un “soldado” “convertido al Islam hace algunos meses”, pero la policía federal estadounidense (FBI), que investiga el ataque, descartó por ahora lazos con una organización “terrorista”. En su último balance de víctimas, las autoridades elevaron a 59 la cifra de muertos y a 527 las personas heridas por la tragedia, ocurrida poco después de las 22H00 del domingo (05H00 GMT del lunes).

Un arsenal en casa.- Al menos 16 armas largas fueron halladas en la habitación de hotel de Paddock, un contador público jubilado que vivía junto a un apacible campo de golf a unos 130 km de Las Vegas, dijo la policía.
Pero Paddock poseía un total de 42 armas entre su casa de Mesquite, a unos 130 kilómetros del lugar de los hechos, y la habitación del hotel donde se hospedaba. Sin embargo su hermano, Eric Paddock, es aún incapaz de comprender los motivos de semejante masacre. “¿Dónde diablos recibió armas automáticas? No tenía antecedentes militares ni nada de eso”, declaró a CBS News.
El padre de ambos estuvo en la lista de los más buscados por robo a bancos en los años 1960.
Unas 22,000 personas asistían al concierto en el centro de la meca del juego, en el marco de un festival de música country de tres días llamado “Route 91 Harvest”, cuando comenzaron los disparos. “Parecían fuegos artificiales”, comentó un testigo, Joe Pitz.
El cantante Jason Aldean, que logró escapar, estaba en el escenario cuando se escucharon las primeras ráfagas. A los pocos segundos dejó de sonar la música.


COMENTARIOS