MP insiste militar facilitó armas a banda de Percival y traficaba

p1

Las experticias balísticas que dice aporta el Ministerio Público, probarían la responsabilidad del mayor del Ejército Elvin Rodger Rodríguez en la supuesta banda que comandaba John Percival Matos, y que asaltaba entidades bancarias.
La Fiscalía del Distrito Nacional solicitó un año de prisión preventiva contra Bryan Félix Paulino, Javier Fernández Perelló, Reivi Corporán y Rodger Rodríguez por su presunta participación en el grupo acusada del año pasado hacer tres asaltos.
En la instancia la Fiscalía dice que los casquillos recolectados en Plaza Lama, Bella Vista Mall y la Sirena de Villa Mella coinciden todos.
El rifle que fue utilizado en esos robos habría sido suministrado por el militar, quien es además profesional e instructor de tiro, según el órgano acusador que además lo acusa de tráfico de armas de fuego.
En el allanamiento a su residencia establece que le ocuparon nueve armas, entre ellas tres pistolas, dos fusiles, un rifle y tres escopetas y cajas de cápsulas de diferentes tamaños y otros pertrechos.

A pesar de esos elementos de prueba, Rodger Rodríguez ha pedido que la prensa pueda tener acceso a la audiencia para ser resarcido.
¿Culpable pero libre? En la narrativa de los hechos que hace la FDN describe a Ana Iris Linares la señala como pareja de John Percival, y le imputa alquilar las viviendas donde la banda se alojaría luego de cometer las acciones planeadas, facilitaba los teléfonos que usarían y era quien fungía como enlace entre Javier Fernández Perelló, quien llegó a financiar una de las operaciones, pero ella no figura como acusada.
El testimonio de esta joven es aportado por la Fiscalía para probar que el grupo constituía una red de asaltantes y que tenían planes maléficos, entre estos el secuestro de figuras públicas. Cita además cual fue la participación en cada uno de los hechos.

El MP establece que encontró en el vehículo donde fue muerto Percival Matos, una agenda con el itinerario de los asaltos que tenían pensado perpetrar. Dice que la agenda contenía datos de la compañía de guardianes que trasladaba los valores.
Han sido debatida las circunstancias en la que Percival fue muerto por los policías. Su padre, Rafael Percival Peña, sostiene que fue dentro del motel la Fuente del Placer y no enfrentado a los agentes.
Los testigos Humberto Jiménez y Miguel Vargas Reyes servirían para demostrar que fue llamado repetidas veces a que se entregara y que hizo caso omiso y que salió disparando.

Aplazan medida. La audiencia de medida de coerción fue pospuesta para el martes a las 5: 00 de la tarde, a fin de que los abogados de los acusados conozcan del expediente.


COMENTARIOS