Música transforma vida de los jóvenes

Esquina Joven.-Concurso de Música Urbana por los Valores. El Programa Jóvenes Progresando con Solidaridad es una iniciativa de la Vicepresidencia de la República Dominicana. Hoy/Fuente Externa 27/4/17
Esquina Joven.-Concurso de Música Urbana por los Valores. El Programa Jóvenes Progresando con Solidaridad es una iniciativa de la Vicepresidencia de la República Dominicana. Hoy/Fuente Externa 27/4/17

Existe una gran relación entre la música y la vida de las personas. En el principio, los músicos griegos la utilizaban como un medio para lograr la armonía y el bienestar; es así como el filósofo griego Aristóteles expresó que “la música purifica las pasiones y provoca en los humanos una alegría inocente y pura”. Platón la caracterizó como la base de la educación y Pitágoras como alimento para el alma.
A medida que la música se ha ido propagando han surgido distintas clases de instrumentos, sonidos y melodías. En barrios y comunidades del país, jóvenes han hecho de este arte un oficio que les ha transformado la vida.
Talentos. Un ejemplo de esto es el joven Roberto Bautista (Nativo), convertido en un promotor de la música urbana limpia, con lo que ha logrado establecerse como productor artístico en el populoso sector capitalino de Capotillo. Hoy día cuenta con su propio estudio de grabación y producción de vídeos.

Aunque había incursionado de manera empírica en el área, descubrió su gran talento mediante el “Concurso de Música Urbana por los Valores” que promueve el programa “Jóvenes Progresando con Solidaridad”, iniciativa de la Vicepresidencia de la República.

En entrevista para La Esquina Joven de Hoy, Nativo cuenta que “gracias a los conocimientos adquiridos a través del concurso, tiene más prudencia para escribir”. Además, dice que su historia ha inspirado a otros jóvenes a cambiar la forma de componer este género.
De su lado, Luis Llenky Mateo, de Invivienda, Santo Domingo Este, quien también compitió y ganó, dice que su fuerte es la improvisación. Señala que en sus creaciones trata de promover la solidaridad y la cultura de paz.

Llenky One, su nombre artístico, descubrió una nueva forma de mostrar su talento. “Mi vida dio un giro desde el momento en el que me eligieron finalista, pero cambió de manera total cuando me otorgaron el gran premio”, expresó.
Después de este concurso, detalló, ha participado en otros más, siempre llevando la esencia de lo inculcado.
“La relación con mi familia también es diferente, como joven defiendo en todos los lugares la idea de que sí se puede hacer música urbana con letras limpias”, recalcó.

En tanto, Gerson Reyes, otro ganador, manifestó que hace música desde muy pequeño.
El joven, oriundo del sector Sabana Perdida, en Santo Domingo Norte, y quien ganó en 2015 el primer lugar en la categoría canto, agradeció la oportunidad, tras indicar que en su barrio es muy difícil descollar.

“Ésta ha sido una grata experiencia, pues en la comunidad de donde vengo existen pocas oportunidades”, contó.
En tanto, Ramelvis Reynoso expresó que el concurso le dio la oportunidad de promover su música, grabar y de “que mi familia esté orgullosa de mi”.
“Los chicos del barrio me ven como un ejemplo a seguir, ahora yo soy el principal promotor de la creación de música urbana limpia, pues el problema no es la música, sino las letras”, indicó.
Sobre el tema, Diógenes Casado expresó que ganó el primer lugar en la versión de 2016.
“Entiendo que deberían realizarse más concursos como este, donde los jóvenes puedan dar a conocer su trabajo con calidad, mostrando que la música urbana no tiene por qué ser dañina para los niños, adolecentes y jóvenes”, afirmó.
El artista, oriundo de los Guaricanos, Santo Domingo Norte, lamentó que en su sector exista mucha violencia y delincuencia.
Sobre ese flagelo, Casado expuso que su compromiso es crear música que no incentive a más hechos violentos, sino más bien que promueva el amor y la unión familiar “para que podamos tener una sociedad mejor”.

Inciativa. Este programa de música urbana tiene el objetivo de concienciar a los jóvenes sobre un problema social y brindar a los talentos dominicanos un espacio para expresar la importancia de los valores en la sociedad y con énfasis en el público joven.
Se han realizado cuatro ediciones del Concurso. Han participado 345 exponentes de la música urbana de todo el país.
En esta, su quinta edición, los jóvenes serán convocados a cantar por la “Prevención de Embarazos en Adolescentes”, un tema vulnerable para República Dominicana, por la gran incidencia de casos.


COMENTARIOS