Ocho muertos incluyendo a kamikaze en atentado contra israelíes

BURGAS, Bulgaria. AFP. El atentado contra turistas israelíes que tuvo lugar la víspera en Bulgaria, causando la muerte de seis israelíes y un búlgaro, fue cometido por un kamikaze no identificado por el momento, dijo hoy  el ministro búlgaro del Interior, Tsvetan Tsvetanov. 

“La explosión fue provocada por un hombre que murió en el atentado y cuya identidad exacta no ha sido establecida. Su documento de viaje era un falso permiso de conducir entregado en el Estado de Michigan”, en Estados Unidos, indicó el ministro en el aeropuerto de Burgas, donde fue cometido el atentado, a orillas del Mar Negro.  

“El kamikaze, vestido con un short y que llevaba una mochila, parecía un turista más. Dejó su mochila en el compartimiento para el equipaje del autobús donde se produjo la explosión”, precisó el ministro.  

Este atentado, atribuido por Israel a Irán, tomó como blanco a un autobús que trasladaba a la terminal a los turistas que habían bajado de un avión charter y que se disponían a viajar al balneario de Slanchev Briag, al norte de Burgas.  

“El número de muertos llega a ocho: seis israelíes, un búlgaro y el kamikaze mismo”, agregó el ministro durante una conferencia de prensa. El anterior balance era de seis muertos y unos 30 heridos, sin contar al autor del atentado.  

Según Tsvetanov, los muertos son seis turistas israelíes y el conductor búlgaro del autobús, además del kamikaze. Otros 31 israelíes sufrieron heridas en el atentado, y dos se encuentran en estado de coma.  

Ayer, el primer ministro israelí, Benjamin Netanyahu, acusó a Irán, denunciando “una ofensiva terrorista iraní”. “Todas las señales conducen a Irán”, declaró en un comunicado.  

Este ataque coincidió exactamente con el 18º aniversario del atentado cometido en 1994 contra la Asociación Mutual Israelita Argentina (AMIA) en Buenos Aires, que dejó 85 muertos y 300 heridos, también adjudicado a Irán por Israel.