Presidente Medina descuida medio ambiente

Ubi Rivas.

Medio ambiente es una de las materias en las cuales el presidente Danilo Medina califica de insuficiente, igual a la haitianización galopante que peligra la soberanía, la grimosa inseguridad ciudadana, la cuestionable política eléctrica con el escepticismo de Punta Catalina, la corrupción como nunca antes, la quiebra del Poder Judicial, y el auge del narcotráfico.
Empero, no obstante ese rosario de lacras, resulta una incongruencia del tamaño de RD, que el presidente Medina se alzará con el cuestionable proyecto reeleccionista que tanto daño ha causado al país, con más de un 55% conforme endosan todas las firmas encuestadoras.
Eso, porque, como repetía a diario el notable internacionalista Manuel Arturo Peña Batlle, “somos un país insólito”.
Iré por partes desglosando en esta ocasión, el daño que el presidente Medina permite se inflija al medioambiente, con denuncias específicas en más de 20 noticias con soporte de ciudadanos de Constanza que ha insertado este periódico, de decenas de pozos tubulares instalados por poderosos jefes políticos y militares allí y en Valle Nuevo.
Valle Nuevo es una Reserva Científica de bosque nuboso donde nace la principal red hídrica de La Española toda, Yaque del Norte,Yaque del Sur, Yuna y Nizao, que nutre la presa de Valdesia que surte al acueducto de la capital dominicana donde residimos cuatro millones de dominicanos, y allí no puede permitirse ni siembras ni casas porque lo primero escurre los químicos a los ríos y lo segundo las fecales de letrinas.
La deforestación es alarmante como nunca antes, las granceras socavan los lechos de los ríos, y nacionales haitianos diezman los remanentes de bayahondas del Sur haciendo carbón y llevándolo a Haití. (El Nacional 15-04-16).
Ante la barbarie medioambiental, el presidente Medina calla, y quien calla, otorga, y, así, se yergue en reo de culpa.


COMENTARIOS