Proponen Estado contrate los servicios de seguridad privada

Los directivos de la Asociación Dominicana de Empresas de Seguridad (Adesinc), de izquierda a derecha Bismarck Tavárez; Adi Grimberg;

Las empresas de seguridad privadas proponen al Estado Dominicano que contrate sus servicios para las oficinas gubernamentales, como lo hacen muchos países de América Latina, ya que esto haría que el país sea más seguro.
Los directivos de la Asociación Dominicana de Empresas de Seguridad (Adesinc) expusieron que en muchos países de la región es frecuente que la seguridad de entidades gubernamentales sea contratada a empresas privadas, por la calidad de las mismas y que esto permite que la seguridad pública, como policías y militares, pueda enfocarse en prevenir la delincuencia en las calles.
Lucile Houellemont, presidenta de Adesinc; Katia Salomón, asesora legal; José Geraldino, vocal; Salvador Montás, vicepresidente ejecutivo; Bismarck Tavárez y Adi Grimberg; segundo y primer vicepresidente de la entidad, al participar en el Encuentro Económico de Hoy afirmaron que si el Estado acoge esta propuesta puede reducir los índices de delincuencia, a la vez que crea empleos privados.

Resaltaron que en Colombia la seguridad privada es uno de los sectores que genera mayores beneficios económicos al Estado y este es el cliente número uno del sector.
Explicaron que la estrategia de Colombia ha sido desmilitarizar a las personas y estas se han ido incorporando a la seguridad privada con los entrenamientos adecuados y ahora mismo hay más de 245 mil personas empleadas en la seguridad privada.
“Por ejemplo, los hospitales públicos dominicanos pueden contratar cuatro o cinco mil militares ahora mismo, pero eso pudiera pasar a manos de empresas privadas y el Estado se descarga de eso y prioriza la seguridad pública para las comunidades”, expresó Geraldino.
Houellemont resaltó que algunas entidades públicas descentralizadas utilizan servicios de empresas de seguridad privada, pero esta cantidad puede aumentar a mucho más.
Explicó que para lograr esto es importante que el Estado tome la decisión de contratar empresas de seguridad privada en todos los estamentos públicos.
“Y con esto se permite que el personal policial y militar que está vigilando en una oficina pública cumpla su rol para lo que está capacitado, que es defensa nacional y seguridad ciudadana a nivel de calle, prevención, fronteras, entre otras”, expresó.
Detalló que han tenido acercamientos con Yokasta Guzmán Santos, directora general de Compras y Contrataciones Públicas, (DGCP), donde han explicado la capacidad y competencias de estas empresas en materia de prevención y seguridad con modernos equipos tecnológicos y personal competente y capacitado.
“Cuando estuvimos en Colombia vimos una gran participación y decisión del Estado de contratar los servicios de seguridad privada para aprovechar mejor su cuerpo militar y policial”, agregó Houellemont.
Katia Salomón, asesora legal de Adesinc, explicó que actualmente las normas permiten que las empresas privadas participen en licitaciones de seguridad de instituciones públicas dominicanas, pero estas por costumbre no licitan sino que se auxilian de la misma fuerza policial o militar.
Indicó que también en conciertos, actividades deportivas o actividades de asistencia masiva el Estado brinda la seguridad de manera gratuita, pero al final este pierde. “En Colombia se exige que en estas actividades se contrate una empresas de seguridad privada y hay una tendencia de ir privatizando este servicio cada vez más”, dijo.
Reducir la violencia. “En el país han mejorado mucho los índices de homicidios, pero lo que no ha disminuido es la delincuencia, porque falta presencia de agentes en la calle y ahí es donde nosotros podemos dar apoyo. Si nosotros tuviéramos un seguridad privado entrenado en cada portón de este país, esos índices bajan porque hay más vigilancia, más personas que pueden tomar una acción para proteger a un ciudadano”, expresó la presidenta de Adesinc.
Indicó que el 83% de las empresas entienden que la seguridad privada es la mejor medida que pueden tomar para protegerse de la delincuencia, de acuerdo a una encuesta realizada por ANJE y Finjus, con el apoyo de la USAID.
Expuso que el 81% de las empresas dedican un gasto mensual al pago de servicios de la seguridad privada.
Mejorar las condiciones del sector. Los directivos de Adesinc afirmaron que se deben dar las condiciones, en cuanto a medidas económicas y sociales para que las personas puedan acceder a estos servicios de seguridad privada.
“En Colombia cada edificio tiene un seguridad privada y son personas que protegen también al que está fuera de la propiedad, porque están vigilando y esto previene la delincuencia”, dijo Houellemont.
Sin embargo, a pesar de la importancia de aumentar la seguridad privada, a esta entidad le preocupa el proyecto de ley de seguridad privada que se encuentra en el Congreso, ya que este aumentaría los costos de la hora hombre en un 20%, entre los nuevos impuestos que tendrían que pagar y el aumento del gasto en entrenamiento del personal.
Explicaron que el proyecto de ley establece que se debe hacer entrenamiento obligatorio en la Superintendencia de Vigilancia y Seguridad Privada, además el pago del 1.25% de los ingresos brutos de las empresas. Houellemont sostuvo que el sector de la seguridad privada insta a que no se estipule en este proyecto de ley que el entrenamiento de su personal sea solo en una entidad, cuando puede haber muchas que den este servicio, así como más cursos profesionales para el sector de parte del Infotep.