Proyecto artesanal procura resaltar patrimonio cultural

p12

Artículo Anterior

Inspirado en los monumentos históricos de San Cristóbal y como una forma de contribuir a preservar el patrimonio cultural de la provincia, el diseñador José Francisco Puello, de 26 años, residente en el barrio Conani, ha creado una línea artesanal que recrea estos lugares.
“Queremos que cada turista, que cada visitante a estos centros que recogen nuestra historia se lleve un souvenir que le permita conservar por siempre este momento”, precisó el artista entrevistado para La Esquina Joven de Hoy.
Dijo que con frecuencia visitaba Las Cuevas del Pomier, El Cerro y La Casa Caoba, entre otros, y veía cómo los turistas al final de los recorridos buscaban algún objeto alusivo a estos lugares. Fue entonces cuando le surgió la inquietud.
Talleres. El proyecto contempla también capacitar e instruir a jóvenes de los barrios Jeringa, Las Floras, Moscú y Nueva Esperanza sobre la elaboración de artesanías en madera, de manera que aprendan un oficio y además estén alejados de las drogas y otros vicios.
De acuerdo con el programa, los talleres inician hoy en Las Cuevas del Pomier con un grupo de 25 chicos.
“El objetivo es crear una marca provincia como sucede en Puerto Plata y otras ciudades turísticas”, expresó Puello, quien resultó ganador con este proyecto de un concurso organizado por el Ministerio de Cultura.
Le fue asignada una contrapartida de RD$589 mil pesos, de los cuales recibió un primer desembolso de RD$200 mil.
“Me siento muy entusiasmado y contento de poder enseñar a otros. Me gustaría que estas piezas tengan buena acogida y por eso nos preocupamos por darle terminación de primera”, expresó.
Puello, de origen humilde, es también diseñador de modas y ha participado en desfiles.
Manifestó que el proyecto procura resaltar la cultura local y contribuir para que las presentes y futuras generaciones promuevan los elementos que constituyen la identidad del pueblo.
Recalcó que es inclusivo y que procura integrar a los niños, niñas, adolescentes y personas adultas a la creación de nuevas artesanías en madera de los patrimonios y monumentos históricos y culturales.
Informó que las escuelas y colegios podrán recibir los talleres.
“Lo importante es llegar a la mayor cantidad de personas posible”, expresó.
Pasión por el arte. Sostuvo que desde pequeño sintió inclinación por el arte. Agradeció el apoyo del Ministerio de Cultura.
Dijo que el cabildo y la gobernación prometieron respaldar el proyecto.
Puello es mellizo con Josefina. El joven estudia diseño en el instituto Mercy Jaquez.
Desde los 7 años, al concluir su jornada educativa limpiaba zapatos para ayudar a su madre que padece trastorno mentales.
Fue en este oficio en el que descubrió su pasión por el arte, e ingresó a la Asociación de Artesanos de San Cristóbal.
Ha destacado en la elaboración y diseños de bisuterías, artesanías para exposiciones culturales, collares para artistas urbanos, carteras, disfraces y otros accesorios.
Monumentos. Entre los lugares recreados por el artista figuran la Iglesia Nuestra Señora de la Consolación, construida en la década de 1940 por el arquitecto Henry Gazón, con la finalidad de ser un panteón familiar de Trujillo; el Parque Piedras Vivas, inaugurado el 28 de febrero de 1944.
Está entre las calles Constitución y General Cabral en el centro de la ciudad, específicamente en el lugar donde estuvo la residencia del dictador Rafael Leonidas Trujillo Molina. Fue edificado con piedras traídas de todas las provincias.
De ahí su nombre. También el joven incluye dentro de su exposición muestra de la Parroquia Sagrado Corazón de Jesús. Su construcción empezó en 1826, por iniciativa del párroco de la comunidad Juan de Jesús Fabián Ayala y García.
Otro monumento de gran valor es el Ingenio de Boca de Nigua, que forma parte esencial de la ruta de los primeros ingenios coloniales de América.
También figura entre las réplicas el Castillo del Cerro, construido como residencia de Trujillo, pero que nunca habitó.


COMENTARIOS