Recurrencia de resiliencia municipal

Ubi Rivas.

La Fundación Rockefeller escogió la ciudad de Santiago de los Caballeros entre cien urbes en su programa Iniciativa 100 Ciudades Resilientes, y todos los ejes que promueve superar son la expresión recurrente de los municipios y retos para sus alcaldes.
La resiliencia es un término que en psiquiatría define la capacidad de una persona superar grandes traumas psicológicos, como la desaparición de un ser conectado con la sangre, y en política se interpreta como la capacidad de un gobernante superar los retos que su sociedad exige como contrapartida a su tributación impositiva.
El contexto de la resiliencia que la Fundación Rockefeller diseña para las ciudades que respalda y financia se definen en varias superaciones, comenzando por el suministro confiable de agua potable, construcción de plantas de tratamiento de aguas residuales de población e industrial, el problema del alcantarillado que ningún alcalde dispone colocar rejillas en los ingresos para evitar el trasiego de sólidos que los sofocan. Educar a la ciudadanía en relación al manejo de detritus, colocando metales, plásticos, vidrios y degradables separados, que los compactadores recojan los sólidos dos veces por semana, y los munícipes colocar los detritus el día que pasan los camiones.
Remodelar los mercados con una permanente cobertura de aseo y en Santiago de los Caballeros eliminar el Hospedaje Yaque, que circula RD$100 millones diarios, y construir uno decente, desarrabalizar el área, incluyendo el Casco Histórico, y las barriadas a orillas de los ríos, de peligrosa vulnerabilidad, y pautar las construcciones verticales cuando sabemos la contextura sin rocas del subsuelo santiaguense. Decidir con responsabilidad eliminar casuchas de madera y zinc sustituidas por cemento, y parqueos, y en el Distrito Nacional en el Centro de los Héroes y la Ciudad Colonial, y un diseño eficaz del tránsito vehicular.


COMENTARIOS