Salud Preventiva. Escoliosis, torsión en la curva de la columna

A1

Médico rehabilitador, gerente del Departamento Medicina Física y Rehabilitación, Hospital General de la Plaza de la Salud

La escoliosis (en griego: skoliosis, de skolios, “torcido”) es una curvatura de la columna vertebral. En la columna, hay algunas curvas que son normales o fisiológicas y otras que no lo son.
En las regiones cervical y lumbar, la lordosis -una curva hacia el interior- es normal. En la columna dorsal, la cifosis -una curva hacia el exterior- es normal. Estas curvas de la columna se producen de adelante hacia atrás. La escoliosis consiste en una torsión o rotación de la curva de la columna vertebral resultando una curva que aparece como una “C” o “S”. Pueden surgir al mismo tiempo dos curvas, una superior y otra inferior, una en la dirección opuesta a la otra, o puede haber una curva en una sola dirección. Las escoliosis cérvico-dorsales son raras, mientras que la dorsal y lumbar o ambas son más frecuentes.
La escoliosis provoca una cierta deformación anatómica de las vértebras, las costillas, los ligamentos y los discos. Las vértebras tienden a asumir forma de cuña por encima del vértice de la curva. En el lado cóncavo, es decir, dentro de la curva, los agujeros vertebrales son más estrechos y las raíces nerviosas que pasan a través de ellos pueden ser comprimidas y dar síntomas radiculares.
Las costillas se deforman por la inclinación de las vértebras: en el lado convexo, la distancia vertical entre ellas aumenta, mientras que en la parte cóncava, disminuye. Debido a la rotación de la caja torácica, pierde la forma de rectángulo redondeado para ser aplastada más en un lado que del otro. Forma una jiba o joroba, que es fácil de ver desde el lado convexo. El disco intervertebral es aplastado en el lado cóncavo y se descomprime en el otro lado, entonces el núcleo pulposo del disco es forzado a salir.
La escoliosis generalmente afecta a niños más delgados y esbeltos, la mayoría son mujeres: 80 %.
Clasificación. Generalmente se clasifica en:
1- Idiopática, (de causa desconocida, sub-clasificada a su vez como infantil, juvenil, del adolescente o adulto según la fecha de inicio) siendo aproximadamente un 65 % de los casos de escoliosis;
2- Congénita (causada por anomalías vertebrales presentes al nacer) siendo un 15 %; de origen neuromuscular (habiéndose desarrollado como síntoma secundario de otra enfermedad, como espina bífida, parálisis cerebral o atrofia muscular espinal) siendo esta última aproximadamente un 10 %.
La escoliosis afecta a aproximadamente siete millones de personas en los Estados Unidos.
Generalmente aparece, o se empeora durante el crecimiento rápido que ocurre en la adolescencia.
En el caso de la forma más común de escoliosis, la escoliosis idiopática del adolescente, no hay un agente causal claro y en general se cree que es multifactorial; se han implicado varias causas, pero ninguna de ellas ha alcanzado el consenso científico como causa de escoliosis, aunque el papel de los factores genéticos en su desarrollo está ampliamente aceptado. Aun así, al menos un gen, notablemente el CHD7, ha sido asociado con la forma idiopática de escoliosis.
En algunos casos, la escoliosis de nacimiento se produce debido a una anomalía vertebral congénita. Sin embargo, otras fuentes hablan de que la causa más común de la escoliosis es una asimetría de los miembros inferiores.
El sobrepeso influye en que a las personas que padecen escoliosis, la curva le aumente más rápido, porque el peso que soporta la columna de forma vertical es mayor.


COMENTARIOS