Suzuki Jimny con nueva genética

A2

El Jimny es el todo terreno más veterano del fabricante Suzuki, un modelo que lleva 20 años en el mercado y que antes de finalizar el año recibirá un relevo que lo está por transformar en un Jimny completamente nuevo. El Suzuki Jimny salió por primera vez al mercado en 1998.
Es un todoterreno ligero, pequeño y capaz de enfrentarse a cualquier tipo de superficie, en su nueva versión presenta un aspecto exterior renovado y unas medidas de 3,67 metros de largo y 1,60 de ancho.
La presentación oficial del nuevo Jimny se realizará en septiembre en el salón de París.
La altura libre al suelo sigue siendo generosa y la plataforma constructiva cuenta con una estructura de largueros y travesaños más ligera que la anterior versión, pero sigue igualmente polivalente.

A nivel estético, el nuevo Jimny mantiene unas líneas tradicionales bastante rectas con unas ópticas delanteras redondas, pasos de rueda laterales muy marcados, tres puertas, rueda de repuesto en la parte trasera y unos faros traseros horizontales alojados en los paragolpes.
No obstante, tanto la forma de la parrilla delantera como la decoración bicolor de la carrocería o el diseño de los aros lo vincula con los Suzuki más modernos.

El interior presenta un diseño moderno y original que toma algunos elementos de los Suzuki Vitara como el volante, el cuadro de mandos o la pantalla táctil central, que es lo que más llama la atención en el nuevo habitáculo.

A nivel mecánico, aún se desconoce qué propulsores incorporará.
Sin embargo, todo apunta a que dispondrá del mismo motor 3 cilindros con 1.0 litro de cilindrada y 110 caballos de potencia, motor que monta el nuevo Baleno y que la transmisión podrá ser 4×4 o 4×2 con cinco velocidades y tracción trasera.

El nuevo Jimny comenzará a venderse en Japón este mismo verano, mientras que su llegada al mercado internacional está prevista para finales de este mismo año o principios del 2019.