Textileros reiteran su objeción a licitación uniformes escolares

El presidente Danilo Medina y el ministro Andrés Navarro en compañía de estudiantes que exhiben los modelos de uniformes/Foto: Minerd
El presidente Danilo Medina y el ministro Andrés Navarro en compañía de estudiantes que exhiben los modelos de uniformes/Foto: Minerd

Directivos de la Asociación de Pequeñas y Medianas Empresas Textiles (Apymetex) reiteraron su objeción a la licitación para las camisetas de uniformes escolares convocada por el el Instituto Nacional de Bienestar Estudiantil (Inabie), al alegar que la fijación de margen de beneficios no es rentable para los fabricantes, además de que otras exigencias en cuanto al diseño de las piezas no garantizaría que todas las fabricas textiles puedan participar.
En cambio, no ven problemas con la licitación para mochilas y zapatos, en las cuales dijeron sí participarán.
Al participar en el Encuentro Económico de HOY, Rafael Mendoza Espinal, presidente; Fernando Pinales Tiburcio, pasado presidente; Eduardo Martínez, presidente de COOPIMEX, y Oliver Díaz Furniel, de Negocios Internacionales de Apymetex, pidieron la suspensión del proceso de licitación para los nuevos modelos de uniformes escolares que utilizarán los estudiantes del sector público a partir del próximo año escolar 2018-2019 y sugirieron la creación de una mesa de negociación para plantear su posición y buscar ponerse de acuerdo en varios puntos, para que de esta manera unos 5,000 empleados de pequeñas y medianas empresas textiles no se queden sin empleos.
Los directivos de Apymetex aseguran que el cambio de uniformes escolares para las escuelas públicas de todo el país debió comenzar como un plan piloto en el Gran Santo Domingo, ya que esa decisión desmonta una industria textil que estaba preparada para fabricar camisas, por lo que la iniciativa tenía que ser gradual.
Dijeron que además de que la fijación de un 10% de margen de ganancias que fijó el Ministerio de Educación a través de Inabie no es rentable, porque los costos de fabricación de los nuevos uniformes son muy altos y hay exigencias con relación al diseño que exigen la compra de nuevas maquinarias y equipos.
Recordaron que enviaron una comunicación a la directora de Contrataciones Públicas, Yocasta Guzmán, en la que piden detener la licitación, ya que al contener un precio único, no ajustado al mercado, lesiona la economía, el crecimiento y desarrollo de las pequeñas y medianas empresas debido a su capacidad productiva y altos costos de producción.
Asimismo, alegan que con esta licitación el Inabie viola el principio de participación contenido en la Ley 340-06 sobre Compras y Contrataciones, además de que lesiona el desarrollo de las pequeñas empresas.
Explican que hacen la solicitud en vista de la falta de acuerdo luego de varias reuniones con funcionarios y técnicos del Inabie y el Ministerio de Educación (Minerd).
Dijeron que sostuvieron varias reuniones con funcionarios de Inabie en las que fueron aceptadas varias sugerencias que hicieron con relación a la tela para confeccionar los uniformes, así como el corte del tejido, no así otros temas importantes para asegurar la participación de las medianas y pequeñas empresas textileras.
Expresaron que dada esa negativa, se retiraron del proceso y piden sea suspendido para que se escuchen sus demandas.


COMENTARIOS