Trump ataca a senadores republicanos que criticaron su tibieza contra racismo

Presidente de EEUU, Donald Trump/AFP
Presidente de EEUU, Donald Trump/AFP

Washington. El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, arremetió hoy contra dos senadores de su propio partido después de que ambos criticaran su tibia respuesta ante los episodios de violencia racista ocurridos el fin de semana pasado en Charlottesville (Virginia).

“La publicidad que busca a Lindsey Graham al declarar falsamente que dije que hay equivalencia moral entre el KKK, los neonazis y los supremacistas blancos… y gente como la Sra. Heyer. Una mentira tan desagradable. Simplemente no puede olvidar su derrota electoral. La gente de Carolina del Sur va a acordarse!”, dijo a través de la red social Twitter.   Trump atacó así a Graham, veterano senador republicano por Carolina del Sur y uno de los más críticos de su partido en la Cámara Alta.

Graham dijo este miércoles que la reacción de Trump a la violencia racista estaba dividiendo al país, al asegurar que hizo una “equivalencia moral” entre los racistas blancos y Heather Heyer, la mujer de 32 años que murió después de ser atropellada por un automóvil presuntamente conducido por un neonazi.   “Yo, junto con muchos otros, no respaldamos esta equivalencia moral”, dijo Graham. “Muchos republicanos lucharán contra la idea de que el Partido de Lincoln tiene una alfombra de bienvenida para los David Duke del mundo”, aseguró el senador en alusión al exlíder del Ku Klux Klan.

La reacción del presidente a las tensiones raciales ocurridas durante el fin de semana ha levantado una fuerte polémica, después de que este martes culpara “a las dos partes” de lo sucedido.   “¿Qué pasa con la alt-left (izquierda alternativa) que atacó a lo que usted llama alt-right (derecha alternativa, racistas)? ¿Tienen alguna culpa?”, dijo el presidente durante una rueda de prensa en Nueva York.

“Hubo un grupo de un lado que fue malo y hubo un grupo del otro lado que también fue muy violento”, agregó Trump, dando marcha atrás a su condena del lunes al Ku Klux Klan, a los neonazis y a los racistas supremacistas, que llegó forzada por la tibieza de su primera reacción al suceso.


COMENTARIOS