Un banquero al Banreservas

La designación del Lic. Enrique Ramírez Paniagua en la administración del Banco de Reservas de la República, en sustitución del destacado economista y dirigente político Vicente Bengoa, ha sorprendido al país, pero al mismo tiempo pudiera ser interpretada como la reiteración de una frase del Presidente Danilo Medina en el sentido de que tiene su propio librito en su práctica diaria de gobernante.

Ramírez Paniagua es un auténtico banquero que ha ocupado posiciones ejecutivas en el sector privado durante casi tres décadas, experiencia que le permitirá producir transformaciones sustanciales en aras de consolidar una institución que como el Banco de Reservas constituye como siempre se ha dicho el buque insignia del sistema financiero nacional, el cual es fuerte, confiable y seguro, de acuerdo a las evaluaciones que periódicamente realizan los organismos internacionales, incluyendo el monitoreo del FMI.

La solidez de la banca nacional, la pública y la privada, es uno de los puntos luminosos de la economía dominicana, a tal extremo que los analistas extranjeros y las calificadoras de riesgos se han sorprendido con los avances que ha logrado el país después de la crisis bancaria del 2003, y la progresiva solvencia de nuestras instituciones bancarias.

Hay quienes sostienen que el Banreservas necesita un relanzamiento, a pesar de su reconocida buena imagen, fortaleza, tradición, historia y credibilidad. Precisamente el nuevo administrador de la entidad bancaria del Estado, Lic. Enrique Ramírez Paniagua, tiene ese reto y desafío por delante.

El Banco de Reservas tiene un personal calificado que puede ser mejorado y un departamento de Mercadeo y Relaciones Públicas dirigido por un magnífico profesional, el periodista Orión Mejía, que de seguro le dará todo su apoyo al Lic. Ramírez Paniagua para que su gestión sea exitosa.