Velada de honor para embajadora de los Estados Unidos

Rostros. Julia Bernstein, Angelita García de Vargas, Richard Bernstein, la  embajadora Robin Bernstein, el canciller, Miguel Vargas y Alan Vargas
Rostros. Julia Bernstein, Angelita García de Vargas, Richard Bernstein, la embajadora Robin Bernstein, el canciller, Miguel Vargas y Alan Vargas

El ministro de Relaciones Exteriores, Miguel Vargas, y su esposa, Angelita García de Vargas, ofrecieron una cena en su residencia de la avenida Anacaona de esta ciudad, en honor a la nueva embajadora de los Estados Unidos en el país, Robin S. Bernstein, su esposo, Richard Bernstein y la hija de ambos, Julia Bernstein.
En un ambiente familiar, el canciller le dio la bienvenida a la familia Bernstein y le comentó las cosas que hacen especial a la República Dominicana, como el calor y hospitalidad de su gente, sus platos típicos, sus ríos, playas de ensueños y sus lugares coloniales.
Muy alegre, reiteró su complacencia por la llegada de la diplomática al país, donde espera que realice una labor fructífera para las dos naciones.
Vargas Maldonado ratificó el interés del Gobierno dominicano por mantener y profundizar los lazos de amistad que le unen con la nación estadounidense.
Expresó que dichos vínculos son de por sí muy fuertes y se manifiestan en ámbitos diversos tales como el diplomático, comercial, migratorio, entre otros temas trascendentales.
Esta semana la embajadora Robin Bernstein presentó sus copias de estilo al canciller Vargas, y luego llevó sus cartas credenciales al presidente de la República Dominicana, Danilo Medina.
La noche transcurrió entre anécdotas, experiencias laborales y claro está, la degustación de un menú especial para encantar a la familia Bernstein para quedar encantados por el sabor de la gastronomía dominicana. También conocieron los espacios de la residencia del canciller.


COMENTARIOS