“Recen mucho por mí”: el pedido del Papa a los dominicanos

La Primera Dama de la República, Cándida Montilla de Medina, saludó y felicitó al Papa Francisco, al concluir la celebración de la Misa solemne con que el Sumo Pontífice inició su ministerio petrino como obispo de Roma.

Montilla de Medina, tras conversar con el Santo Padre, dijo: “He vivido un momento de mucha emoción, de mucha intensidad espiritual. Es algo único e inolvidable”.

Al presentarse ante el Papa como jefa de la Misión que representó al Gobierno dominicano en el inicio del Pontificado de Francisco, este le dijo: “¡Ah!, de la tierra de Emiliano Tardiff”.

De inmediato, el Papa Francisco le dijo a la señora Montilla de Medina: “Recen mucho por mí… Recen mucho por mí”.

Además de la Primera Dama, el Pontífice recibió los saludos del Ministro Administrativo de la Presidencia, José Ramón Peralta, también integrante de la Misión Especial dominicana

.A la ceremonia religiosa asistieron delegaciones  de 132 países representados por jefes de estado y de misiones, vicepresidentes, ministros y exministros, así como dignatarios de diversas concepciones religiosas.