China ve “infundadas” acusaciones de ciberespionaje en EEUU contra 2 soldados

e1b786e672dd636a492f061e420a2803_article

Pekín.  El Gobierno chino tachó hoy de “infundadas” las acusaciones contra dos soldados de ese país por ayudar a un inmigrante chino en Canadá a piratear informaciones secretas sobre componentes del F-35 y otros aviones de guerra estadounidenses.

“La llamada participación de soldados chinos en actividades de ciberespionaje en EEUU es una acusación infundada con motivos ocultos”, dijo un portavoz de Exteriores chino, Hong Lei, en una rueda de prensa en Pekín.

Un tribunal canadiense ha implicado a dos soldados chinos en el caso contra Su Bin, un emprendedor que vive en Vancouver (Canadá) y que es juzgado por robar información militar a EEUU, publicó el martes el diario canadiense The Globe and Mail.

Hong desestimó hoy las acusaciones, pero aseguró- “continuaremos siguiendo el caso y pidiendo a la parte canadiense que obedezca las regulaciones entre China y Canadá para asegurar los derechos e intereses legítimos de los ciudadanos chinos”.

“El Gobierno chino atañe importancia a los derechos e intereses legítimos de sus ciudadanos en el extranjero”, reiteró.   Ese diario canadiense señaló que los soldados chinos, que no han sido identificados, supuestamente trabajaron junto a un inmigrante del país asiático en Canadá, Su (que ahora se enfrenta a la extradición a EEUU), para identificar y saquear bases de datos de contratistas militares de EEUU.

Las dos primeras economías mundiales se culpan con frecuencia mutuamente de ciberespionaje, si bien el pasado septiembre alcanzaron un acuerdo para evitar el robo de propiedad intelectual y otra información relacionada con negocios, durante la visita del presidente chino, Xi Jinping, a EEUU.