QUÉ SE DICE: Primarias en el aire

Claudio Acosta

Si ya el Gobierno, a través de los ministros Administrativo de la Presidencia y de Economía, Planificación y Desarrollo, dijo “claro y pelao” que no financiará las primarias de los partidos que decidieron utilizar ese método  para escoger a sus candidatos, resulta cuesta arriba creer que una comisión de la JCE y representantes de esos partidos lo convencerán de lo contrario, con lo que tendría que violar la misma ley (la 33-18 de Partidos y Agrupaciones Políticas) que han invocado sus funcionarios para negarse a asumir ese gasto, que según el organismo electoral sobrepasa los RD$1,400 millones. Para complicar aun mas las cosas el PLD, el partido de Gobierno, anunció  que financiará sus primarias como manda su artículo 47, dándole otro argumento de peso al Poder Ejecutivo para mantener su negativa. Eso deja en el aire, literalmente, las pretensiones del resto de las organizaciones políticas  que decidieron celebrar primarias abiertas, que si son realistas deberían  empezar a considerar otras opciones, más baratas, para escoger sus candidatos. Lo curioso es que ese panorama, aparentemente adverso, no desalienta a un hombre de arraigada fe como el presidente de la JCE, el doctor Julio César Castaños Guzmán, quien se ha declarado confiado en el poder del diálogo para resolver el problema; pero un “diálogo de la razón, de la presentación de los datos y del mandato de la ley”. Como puede apreciarse, el doctor Castaños Guzmán se canta y se llora, como reza la vieja expresión criolla, porque si bien es cierto que es razonable esperar resultados positivos de un “diálogo de la razón”, sin reclamos ni enfrentamientos,  con el Gobierno, también lo es que el “mandato de la ley” en este caso está tan  claro que es  una necedad insistir en su desconocimiento.