A pesar prohibición sigue venta leche polvo a granel

Pro Consumidor prohibió la venta de leche en polvo a granel porque no cumple estándares de calidad

La leche en polvo a granel continúa vendiéndose en distintos establecimientos comerciales, incluyendo supermercados de Santiago y otras provincias, en violación a la disposición de la Dirección General del Instituto Nacional de Protección de los Derechos del Consumidor (Pro Consumidor), de sacar el producto del mercado por no ser apto para el consumo humano.

En las góndolas de supermercados de Santiago, San Francisco de Macorís, Baní, San Juan de la Maguana y otras poblaciones visitadas por reporteros, se observaron grandes cantidades de fundas plásticas con el producto que es vendido sin restricciones.

Propietarios de esos establecimientos admitieron que han continuado vendiendo la leche en polvo envasada de una, dos y tres libras y que la demanda se ha incrementado, pese a los operativos de incautaciones y prohibición de su comercialización dispuesto por Pro Consumidor.

Rafael Bautista, ejecutivo de uno de los supermercados ubicado en el centro de la ciudad de San Juan de la Maguana, admitió que está vendiendo ese tipo de leche a granel, pero alegó que desconocía que estuviera prohibido.

Domingo Ureña, propietario del Supermercado Ureña Minier, ubicado en Santiago, también admitió que ha continuado vendiendo el alimento y dijo que la demanda no había disminuido.

Otro reconocido supermercado ubicado en la avenida Estrella Sadhalá continúa exhibiendo en sus góndolas las funditas de leche cuya venta ha sido prohibida tras comprobarse que no cumple con los estándares de calidad e inocuidad.

En la ciudad de San Francisco de Macorís también se sigue comercializando la leche en polvo a granel reenvasada en fundas.

Asimismo, en el Distrito Nacional, la provincia de Santo Domingo y otras provincias, la leche a granel se sigue vendiendo sin que las autoridades competentes actúen en consecuencia.

Hace unos días inspectores de Pro Consumidor decomisaron lotes del producto en varios establecimientos comerciales y una muestra fue analizada en un laboratorio de prestigio, determinándose que en realidad no se trata de leche, sino una fórmula láctea que no reúne la cantidad de nutrientes requeridos, ni tampoco cumple con los estándares de inocuidad requerido.

Tras realizarse los decomisos, la directora ejecutiva de Pro Consumidor, Anina del Castillo, advirtió que los alimentos a granel representan un alto riesgo de contaminación, ¨lo que da lugar a una serie de peligros y riesgos para la salud humana¨.

En este sentido, recordó que está prohibido en el país la venta de leche a granel, bajo el amparo de la ley que establece que los productos y servicios sean suministrados o prestados en forma tal que consumidos o utilizados en condiciones normales o previsibles no representen peligro o nocividad, ni riesgos imprevistos para la salud y la seguridad de la gente.