Adelanta la democracia RD

Adelanta la democracia RD

Ha quedado atrás el tiempo en que el gobierno de turno asumía el control de la Junta Central y el Tribunal Electoral, a través de dirigentes de sus altos organismos.

Ese control, que produjo el colapso de las elecciones municipales de 2020, queda sustituido por el ciclo que iniciamos con las elecciones de ayer, en que el sufragio popular, base de la democracia, ha pasado a ser regido únicamente por la ley y por funcionarios apartidistas.

Ayer la oposición hizo débiles alegatos que el director de Elecciones de la JCE, Mario Núñez desmontó de manera contundente al esclarecer que si aparecieron algunas boletas con alguna marca accidental, de inmediato el colegio electoral, con la participación correspondiente de los delegados de los partidos, las sustituyen y no entraron al proceso, conforme está previsto en la Ley.

Núñez documentó un segundo alegato de que electores habrían sido dislocados, como se hacía antes, aunque se trata de personas empadronadas en el exterior y que por tanto no podían votar aquí.

Precisó el funcionario que en esos casos la JCE tiene formularios de empadronamiento con las firmas y huellas dactilares de los electores.

Y finalmente, la otra denuncia se relaciona con una solicitud, complacida, de la oposición para que fueran retiradas algunas carpas de la Cruz Roja que se levantaron para prestar primeros auxilios a personas que lo necesitaran debido a afecciones por las aglomeraciones.

Las carpas de la Cruz Roja, institución de acreditado respeto local e internacional, se instalaban como parte de un acuerdo con la JCE que han hecho en otros procesos, pero fueron desmontadas a solicitud de los partidos de oposición.

Pero aparte de esos débiles alegatos, el tema es que en caso de irregularidades estas son significativas si su magnitud pudiera variar los resultados de la votación, lo que no es posible debido a la enorme diferencia que terminará llevándole Luis Abinader a Leonel Fernández y a Abel Martínez.

Con esas elecciones de ayer que fueron motivo de orgullo para el país, lo que pudo ser comprobado por todos los que acudimos a los colegios electorales, la democracia dominicana empieza a moverse adelante. 

Publicaciones Relacionadas

Más leídas