AEIH: exenciones benefician clase desposeída

El presidente de la  Asociación de Empresas  Industriales  de Herrera y la Provincia de Santo Domingo (AEIH), Wadi Cano,  recordó que las exenciones del Impuesto a la Transferencia de Bienes Industrializados y Servicios (ITBIS), ascendentes a más de RD$100 mil millones,  representan en más de un 70%  a productos alimenticios, medicamentos, electricidad, hidrocarburos, entre otros, lo que  beneficia   de manera directa a  la población de menos ingresos, no así a los empresarios. 

Cano hizo el planteamiento en torno a la sugerencia del  economista Miguel Sang Beng, quien sugirió que para  que la reforma estructural de la economía disminuya la pobreza, mejore las condiciones de vida de los dominicanos y genere progreso, es imprescindible que el Gobierno reduzca el gasto y mejore su calidad y que, por su lado, “cierto empresariado” se desapodere o prescinda de los RD$100 mil millones en subsidios que recibe del Estado. 

En ese sentido, el presidente de la AEIH dijo que el ITBIS que se computa como una exoneración a los empresarios por parte del Ministerio de Hacienda es en realidad un diferimiento al momento del pago de ese impuesto, lo que produce realmente una mejora en el flujo de efectivo del empresario, lo cual no es un subsidio financiero.

Destacó que  la AEIH ha  alertado sobre la distorsión que se presenta en la aplicación de algunas de las leyes de incentivos con las que contamos, por lo que  entiende  se deben evaluar, a fin de determinar cuáles son las realmente necesarias para el desarrollo productivo.

Agregó que esa evaluación debe ejecutarse tomando en cuenta el aporte de las empresas beneficiadas a variables como la creación de empleos, crecimiento del PIB,  mejoría de la balanza comercial, entre otros.

No obstante, el dirigente industrial advierte que esa evaluación tiene que ser  un estudio serio y consensuado con el propio sector productivo, el cual tampoco debe dejarse desprotegido.