Agresor  pide perdón Berlusconi

http://hoy.com.do/image/article/475/460x390/0/82FF8097-B2A0-4259-BE87-BB10943B9EC0.jpeg

ROMA.  AFP.  El jefe del gobierno italiano, Silvio Berlusconi, deberá permanecer hospitalizado hasta mañana tras ser agredido el domingo por un desequilibrado, quien se excusó ayer públicamente en una carta.

 Berlusconi, de 73 años, permanecerá en el hospital milanés de San Raffaele al menos otras 36 horas, informó su médico personal, Alberto Zangrillo, quien considera que las heridas del paciente son más delicadas de lo que parecían inicialmente.

 El jefe de gobierno, que no llegó a perder el conocimiento, sufrió una fractura en la nariz, dos dientes rotos y heridas internas y externas en los labios además de haber perdido medio litro de sangre, lo que lo ha debilitado, indicó su médico.  “La situación es tranquila pero exige que sea vigilada de manera atenta. Las fracturas de huesos deben ser controladas”, dijo .

 Berlusconi se restablecerá completamente en unos 20 días y no será necesaria una intervención quirúrgica, precisó el médico.

 El agresor, Massimo Tartaglia, de 42 años, quien desde hace 10 años se somete a tratamiento psiquiátrico, se encuentra detenido en una celda aislada de la cárcel de Milán y será juzgado por “heridas graves premeditadas”.  En una carta, divulgada por sus abogados, Tartaglia pidió disculpas a Berlusconi por “el acto superficial, ruin y desconsiderado” y precisa que “actuó solo” y que “no milita en ninguna organización política”.  Tartaglia empleó como arma una reproducción de la catedral gótica de Milán, que lanzó contra Berlusconi.

Seguridad están en cuerda floja

MILAN. Italia. AFP. La agresión contra Silvio Berlusconi, golpeado en el rostro por un desequilibrado en Milán, plantea interrogantes sobre la eficacia de los servicios de protección del jefe del gobierno italiano, pese a la defensa hecha ayer por el ministro del Interior.

 “La protección del jefe de gobierno es un asunto que atañe la seguridad nacional y mañana voy a proponer un debate sobre el caso en la Comisión Parlamentaria para el Control de los Servicios Secretos”, anunció ayer a la AFP el diputado Carmelo Briguglio, uno de los miembros de la entidad.

 Para el parlamentario, “tres episodios graves”, se han registrado en los últimos años, los cuales ponen en cuestión el dispositivo de seguridad de Berlusconi.

 “El primero ocurrió hace algunos años cuando lo golpearon con un trípode (31 de diciembre del 2004), el segundo cuando se descubrió que fue fotografiado sin saber en su residencia privada veraniega de Cerdeña y la tercera, el domingo”, estimó Briguglio.