Algo de todo

Elsa Ramirez

El nombre de Google es una variación fonética de “Googol” (en español “gúgol”), que es el nombre de un número 1 seguido de cien ceros. Se cree que no hay nada en el universo más abundante que esta cifra. Por otro lado, un gúgolplex es un 1 seguido de googol ceros (10googol o 1010100).

Para saber si una papa es de buena calidad; pártala por la mitad, júnte luego las dos mitades y si se pegan y hacen un poco de resistencia al intentar separarlas, es de buena calidad.

Casi todos los zippers o cremalleras que vemos, tiene las letras “YKK” que es el acrónimo de Yoshida Kogyo Kabushikikaisha (Yoshida Industria Limitada), una compañía fundada por Tadao Yoshida en 1934 y que manufactura el 90% de los cierres (conocidos como zippers) usados en fábricas textiles de 52 países.

La fábrica principal de YKK está en Georgia, USA, y hace 7 millones de cierres por día en 1,500 diferentes modelos y más de 427 colores.

Aunque en un diccionario de idioma español abunde más la letra A que cualquier otra, en el habla y en la literatura española la letra más frecuente es la E, en gran medida debido al uso de partículas como “que”, “qué” “el”, “él”, “se”, “me”, “le”, “de”, etcétera.

En Suecia tienen la tradición que antes de que la novia llegue al altar, el padre le pone una moneda de plata en el pie izquierdo. La madre la pone de oro y en el pie derecho. Este ritual está supuesto a garantizar que el futuro matrimonio nunca pasará penalidades económicas.

Para que el huevo no se pegue a la sartén al freírlo, el aceite debe estar bien caliente.