Algo de todo

ELSA RAMÍREZ DE MIURA

El crucigrama fue creado por Arthur Wynne, un periodista inglés, mientras buscaba diferentes juegos de lógica para publicar en un suplemento especial de Navidad llamado “Fun”, que publicaría el periódico “The New York World” el 21 de diciembre de 1913. Modificó un juego que le enseñó su abuelo haciendo que las palabras que se cruzaran fueran diferentes y así surgió el juego de “palabras cruzadas” o “crucigrama”, teniendo de inmediato un gran éxito.

La impresión del crucigrama creaba grandes dificultades y se contempló eliminarlo, pero por la pasión que creó en los lectores, siguió publicándose y haciéndose tan popular que otros periódicos iniciaron también su impresión.

En 1924 “The New York World” recopiló varios de los crucigramas publicados y realizó el primer libro dedicado íntegramente a estos pasatiempos convirtiéndose en el best seller del año.

“Borough Hall” es una zona en el condado de Brooklyn, New York. Durante la ocupación norteamericana del 1916, los soldados norteamericanos bautizaron con el mismo nombre un área de la parte alta de la ciudad de Santo Domingo y con el tiempo degeneró en “Borojol”.

Cargar con el muerto: Durante la Edad Media, si en una localidad era hallado el cadáver de una persona y no se encontraba la identidad del homicida, el pueblo donde había sido encontrado el cuerpo estaba obligado a pagar una multa llamada “homicidium u omecillo”. Entonces, cuando se hallaba un muerto en las calles, los habitantes del pueblo en cuestión se apresuraban de común acuerdo, a levantar el cuerpo y llevarlo a alguna localidad vecina, para que la responsabilidad del crimen recayera sobre esta y fuera ella la que pagara la multa correspondiente. Con el tiempo, el dicho se aplicó para descargar sobre otro la culpa por algún delito o falta cometida y asuma su responsabilidad.