Alimentos que ayudan a nutrir tu cerebro

Prevenir. El cerebro consume casi el 20% de la energía que obtenemos de los alimentos, siendo imprescindibles, básicamente, glucosa y oxígeno.

Necesita nutrientes para realizar sus funciones: aprender, concentrarse, memorizar, relacionar conceptos, etc., por lo que quienes padecen un gran desgaste psíquico no precisan aumentar el aporte de calorías, pero sí se deben ingerir los compuestos necesarios para el correcto funcionamiento del sistema nervioso.

La mente necesita minerales para funcionar adecuadamente. ¿Cuáles en concreto? Podemos señalar los siguientes:

Para tomar decisiones: fósforo y azufre: frutos secos.

Para la memoria: sodio (no aumentes la sal), magnesio (avellanas) y el grupo de la vitamina B (legumbres).

Para la circulación cerebral: café, té… etc.

Para regular la capacidad intelectual y el estado de ánimo: proteínas en mariscos e hígado.

Para calmar la ansiedad: carbohidratos (pasta) y triptófano (plátano, leche).

Para la transmisión de impulsos nerviosos: calcio (leche y derivados).

Para mejorar el rendimiento y la oxigenación celular: hierro (carne, legumbres y frutos secos).