Altas tasas interés han hecho decrecer cartera  préstamos

En términos reales, la cartera de préstamos de los bancos ha decrecido, como resultado de la política monetaria restrictiva aplicada por las autoridades,  afirmó el economista Héctor Salcedo en una presentación que hizo a la membresía de la Organización Nacional de Empresas Comerciales (ONEC) junto al economista José Luis de Ramón.

Salcedo explicó que el  aumento  en las tasas de interés también ha frenado brúscamente el crecimiento nominal de la cartera de préstamos.

Los efectos de esta política monetaria ya se han reflejado en un menor crecimiento de la economía en el tercer trimestre, que fue de apenas 1.3 por ciento.

Explicó que a pesar del menor crecimiento, el aumento en las tasas de interés y la venta de reservas, el tipo de cambio mantiene una tendencia alcista.

Además, dijo que no obstante  las medidas de “austeridad” anunciadas por el gobierno, se proyecta un déficit fiscal superior al 2.0% del PIB.

Advirtió que el menor ritmo de crecimiento económico ya está afectando los ingresos fiscales, lo cual implicará un déficit mayor al esperado.

Dijo que por esa razón  el gobierno ha sometido un proyecto de Ley para aumentar el monto de financiamiento. En cuanto a las tendencias para lo que resta de  2008 y para el 2009,  Salcedo prevé un menor crecimiento del Producto Interno Bruto (PIB).

Dijo que las tasas de interés seguirán altas, con tendencia a moderarse. También considera que podrían imponer un posible ajuste fiscal.

Plantea, asimismo, que el tipo  de cambio mantendrá una  tendencia al aumento y con volatilidad.

El  déficit en la cuenta corriente de la balanza de pagos seguirá siendo alto, según pronosticó. Explicó que hasta el momento, el déficit en cuenta corriente ha sido financiado mediante la pérdida de reservas internacionales netas, inversión extranjera y entradas de capitales “no identificados”.

Considera que un menor crecimiento del PIB por el aumento en las tasas de interés  y un posible aumento moderado del tipo de cambio podrían moderar el déficit en la cuenta corriente.

Y que se podrían moderar las alzas de precios en los próximos meses.