Ana María Montero

Nacida en Atlanta pero con una identidad profundamente arraigada en la patria de sus progenitores, España y Cuba, esta mujer de cautivadora sonrisa y cabellera dorada, transmite alegría y esperanza. 

“La juventud es feliz porque es ciega. Esta ceguera es su grandeza. Esta inexperiencia es su sublime confianza. ¡Cuán hermosa generación la de los jóvenes activos!”

José Martí 

Su infancia, quizás fue un tanto diferente a la que pudo haber vivido una niña norteamericana, pues entre poesías cubanas de José Martí, bailes españoles, comparsas  y comidas netamente hispanas, tuvo que compartir con su entorno culturas diferentes a la de su natal Estados Unidos.

Su madre, principal protagonista en su quehacer artístico infantil, inculcaba en ella el amor hacia las artes, de manera tal, que en ella no quedara un ápice de timidez a la hora de salir al escenario.

Aunque sus primeros espectadores eran el círculo familiar y el club de Cubanos de Atlanta, nacía en Ana Maria Montero, sin saberlo, el poder de transmitir hacia todos lo que sería hoy su pasión: el periodismo.

Su creatividad a la hora de contar historias y la  habilidad de imaginar todo un mundo de fantasías, hizo posible que la joven promesa periodística fuera descubriendo su camino. Hoy, esa chica de encantadora mirada llega a millones de hogares latinos a través de la prestigiosa cadena noticiosa CNN en español, a través de su programa “Escenario” que ofrece una panorámica fresca y dinámica del mundo del entretenimiento, con lo último sobre los artistas y celebridades de más éxito del momento. 

¿Cómo  y cuándo nace tu interés hacia el periodismo?

Siempre estuve identificada con las artes y las labores creativas, pero nunca tuve claro qué era lo que quería ser. En el tercer grado de primaria,  nos tocaba escribir muchas historias y mi profesora me dijo un día que debía ser periodista. Creo que sería no sólo por mi habilidad de inventarme las cosas, sino porque me gusta hablar mucho. Creo que fue ahí donde nació mi interés. 

Tus inicios en la búsqueda de la vocación verdadera  tuvo varias etapas, ¿puedes comentarnos al respecto?

Sí.  Realmente inicié la carrera  de diseño gráfico y descubrí que no me gustaba. No soy una persona de ciencias. Luego me pasé a Marketing y saqué mi bachillerato en Marketing y Publicidad. Eso se lo debo a esas indecisiones y desorientación  típicas de la juventud, pero en el último año, quedaba un vacío enorme y pasé a producción televisiva y de ahí al periodismo, pues mi  sueño era cubrir los juegos olímpicos y eventos de esa envergadura.

¿Cómo llegas a CNN?

Entro a CNN por medio de una pasantía. Realicé tres meses de televisión y radio y luego pase a ser  una especie de asistente de los noticieros, un poco en el área de la producción. Ahí tuve que hacer de todo un poco, hasta servir café, pero creo que fue un buen comienzo.

¿Cómo se dio la transición de lo que hacías en ese entonces, a la posición que ocupas  hoy dentro de la Cadena Noticiosa?

Me voy a España por un período de  dos años a estudiar en la Universidad  Complutense de Madrid y realmente creí que no regresaría a Estados Unidos. Durante mi estadía ahí surgieron contratos para trabajar en televisión en la cadena Telemundo, cubriendo la parte de espectáculos, algo que nunca hubiera imaginado.

Fue difícil en los inicios, pues no sabía nada sobre personalidades y siempre había trabajado detrás de las cámaras, pero acepté el reto.

Al terminar los estudios en Madrid, la situación laboral era difícil, no había salido aun la plataforma digital de televisión, el acento que yo tenía no era el castellano que ellos buscaban y entonces me regreso a Atlanta.

Los sueños y todas las expecativas de radicarte en España se desvanceciero. ¿Cómo te sentiste?

Depresión absoluta. Mis aspiraciones de quedarme en España no pude cumplirlas. Regresé sin sentido, veía que tenía otro título por gusto, no sabía realmente que hacer. Pero ahí estuvo mi madre, me levantó un día de la cama y me impulsó a salir a buscar trabajo y es ahí que me dirijo nuevamente a CNN. En el año 19997 nace la cadena noticiosa CNN en Español y encuentro en lo que fuera su casa matriz un espacio para desarrollar  lo aprendido. Su antiguo jefe  le presenta: “Escenario”. 

¿Cómo fue esa reentrada al Canal?

Mi antiguo jefe se sentó  junto a mí y me dijo que estaba enterado que había estado en España conduciendo un programa de celebridades del mundo artístico. Me plantearon irme a Los Ángeles a conducir un nuevo proyecto, que en mi ausencia se había estado planificando: el programa “Escenario”. M lo pensé durante un largo período de diez minutos y acepté. Ya llevo 13 años en el aire. 

La experiencia de ser vista por millones de hispanos debe significar un nuevo reto. ¿Cómo te preparas?

Uno tiene la confianza en un equipo que la ayuda y eso da mucha tranquilidad, pero realmente requiere mucha preparación. Saber lo que estás hablando y poder transmitirlo es lo principal. En un inicio no pensaba tanto en que me estaban viendo millones de personas, pensaba más bien en mi, era muy autocrítica, ya no tanto. Ahora pienso en el público, si realmente estoy trasmitiendo. Intento estar actualizada, ver noticias, leer mucho. Mientras más información seas capaz de dar, más personas están al tanto de ti y eso es lo básico.

¿Cómo es un día de Ana María?

Disfruto mucho el poder dormir la mañana. Normalmente me despierto a las siete de la mañana y hago ejercicios, tomo café, leo mi correo, veo las noticias, y salgo a la oficina a las nueve de la mañana y ahí paso el día escribiendo guiones, grabando, etc. 

¿Qué  es lo que más disfrutas hacer aparte de tu trabajo?

Disfruto mucho leer y hacer senderismo. De hecho, tengo una pequeña ONG.  Solemos ser veinte personas. Fue algo que inicié junto a mi padre y hermanos. Nos dedicamos a hacer senderismo por diferentes regiones del mundo y con los fondos que cada uno logra recaudar, un mínimo de mil dólares cada uno, apadrinamos hogares de niños huérfanos de la zona en que estemos. 

¿Qué tipo de inversiones hacen en ellos?

Normalmente hacemos inversión en infraestructura, en algo que quede y luego, si necesitan alimentos y ropas, pues invertimos en ello. Recientemente estuvimos en Ecuador  y allí hicimos, junto a las hermanas Agustinas, la construcción de una  enfermería, lavandería y bodega para un hogar de alrededor de veinticuatro niñas huérfanas. 

Epílogo

Ella es la nota alegre que cada día invade con su ímpetu la pantalla chica de millones de televidentes, en su mayoría hispanos.

Con su refrescante sonrisa y sus ojos traviesos, nos lleva a un mundo donde la alegría y los aplausos de los grandes artistas son un paréntisis de paz y solaz,  en una sociedad cada vez más amenazada por la guerra y la injusticia social.

Un mundo lleno de magia, de luces y sombras, de éxitos y escándalos, pero sobre todo, cargado de talentos y dones, de carisma y genio: El mundo del espectáculo.

Y ella, como el perseguidor de luz que acompaña a los artistas en el escenario, sigue sus pasos, acompaña sus aciertos, y divulga a todos sus increilbes talentos.  Y cuando las luces del escenario se apagan, sabe encender su luz propia y ser protagonista de su propia vida, donde se descubre apasionada por lo que hace y describe su vida como una verdadera bendición. Es entonces el momento donde sabe humildemente agradecer al Todopoderoso por todo lo vivido y alcanzado en el plano profesional, y el gran privilegio de ser portadora de buenas nuevas para todos sus hermanos hispanos en todo el mundo.

SUMARIOS

“Intento estar actualizada, ver noticias, leer mucho. Mientras más información seas capaz de dar más personas están al tanto de ti y esos es lo básico” 

Ana María  llega a millones de hogares latinos a través de la prestigiosa cadena noticiosa CNN en español por medio de su programa Escenario

“Mi profesora me dijo un día que debía ser periodista, creo que sería no sólo por mi habilidad de inventarme las cosas, sino porque me gusta hablar mucho” 

MUY PERSONAL  
En corto

Periodismo ES: Contar historia

CNN ES: Mi cuna

Familia ES: Todo, mi razón de ser

Sueño ES: Ser madre

Cuadro 2
Sus preferidos

Una comida:  Lentejas hechas por mi mamá

Libro:   Depende de la época en que esté mi vida

Una película:  Star Worlds 

Canción: Toda música en  español

Un lugar: Madrid

Momento del día:  Recién levantada, tomando café con leche

Olor:  Café

Sabor: Todo lo que tenga aceite de oliva y ajo.

RECUADROS 
Algo más de Ana María

*Se graduó en la Universidad Complutense de Madrid con una maestría en Relaciones Internacionales y Comunicaciones.

*Obtuvo un diploma en Mercadeo de la Universidad Estatal de Georgia, en Atlanta.

*Habla español, inglés y francés.

*Ha cubierto las entregas de los premios Oscar, Grammy y Emmy, así como los premios Golden Globes y los recientemente establecidos Grammy Latinos.

*También transmitió en vivo la muerte de Frank Sinatra, cubrió el Festival de Cine de Cannes en Francia, el Festival de Cine Sundance en EE.UU., y el Festival Mundial de Música “Rock en Río para un Mundo Mejor”, en Brasil.

*Ha entrevistado a luminarias del cine incluidos Julia Roberts, Brad Pitt, Catherine Zeta-Jones, Matt Damon, Penélope Cruz, Benicio del Toro, Gwyneth Paltrow, Anthony Hopkins, Nicolas Cage, Angelina Jolie, Jackie Chan, Antonio Banderas y Steven Soderbergh. También figuras de la música como Jennifer López, Ricky Martín, Shakira, Marc Anthony, Gloria Estefan, Enrique Iglesias, Julio Iglesias, Luis Miguel, Fito Páez, Rubén Blades, Jon Bon Jovi, Maná, Miguel Bosé, Alejandro Sanz y Gilberto Gil, entre otros.