Argentina, satisfecha con principios sobre deuda aprobados por comité de ONU

MINISTRO ARGENTINO

Buenos Aires.  El Gobierno argentino se mostró hoy satisfecho con la lista de principios sobre las reestructuraciones de deuda soberana aprobada este martes por un comité especial de la ONU, paso previo necesario antes de trasladarlos a la Asamblea General para su votación definitiva, que tendrá lugar en septiembre.

Durante su contacto diario con los medios, el jefe de Gabinete del Gobierno de Cristina Fernández, Aníbal Fernández, recordó que el país suramericano “viene bregando hace mucho tiempo” para que se cree un marco de derecho internacional para regular las reestructuraciones de deuda soberana.

“Los países que adhieran, cuando reestructuren sus deudas, van a tener un montón de ventajas”, apuntó el funcionario.

“Va a significar el respeto de toda la comunidad internacional que adhiera, a garantizarle que su presentación no va a ser intervenida por un juez en forma de desaguisado como hizo (el juez de Nueva York) Thomas Griesa” con el caso argentino, continuó.

El reclamo para que la ONU se hiciera cargo de la tarea de crear un marco legal que regule los procesos de reestructuración de la deuda soberana ha sido uno de los frentes de presión utilizados por Argentina en su batalla con un grupo de fondos especulativos que denunciaron al país en Nueva York por bonos en mora desde 2001.

Los litigantes, que suponen alrededor de un 1 % del total de acreedores pero cuentan con el fallo a favor del juez Griesa, no aceptaron las quitas de los canjes planteados por el país en 2005 y 2010, a los que sí se adhirieron el 92,4 % de los bonistas, y reclaman el pago íntegro de la deuda.

El Ejecutivo de Cristina Fernández sostiene que el fallo viola su soberanía y que solo pagará a los litigantes en condiciones “justas, equitativas y legales” respecto al resto de acreedores.

Debido al incumplimiento de la sentencia, que derivó en que Griesa ordenara también el bloqueo de los pagos argentinos a los bonistas reestructurados, las calificadoras de riesgo mantienen a Argentina en suspensión de pagos selectiva.

“Más que frenar a los fondos buitre, lo que buscamos es que haya una convención internacional donde los países que adhieran tengan la tranquilidad de que participar de una reestructuración de su deuda va a significar el respeto por toda la comunidad que adhiera”, puntualizó hoy el jefe de ministros.

El comité de Naciones Unidas, creado ad hoc el pasado diciembre tras una petición del G-77+China a raíz del caso argentino, aprobó este martes una lista de nueve principios que deberán ser sometidos a votación en la Asamblea General en septiembre.

A priori, la medida cuenta con el respaldo de una mayoría de los miembros de la organización pero, cuando fue inicialmente planteada, miembros como Estados Unidos, Japón y varios países de la Unión Europea manifestaron su oposición, por lo que no participaron en el comité especial.