Arrecian ataques en Irak

BAGDAD (AP).- Varias explosiones estremecieron el sábado esta capital y otras áreas del país, incluyendo una bomba colocada en una carretera que explotó cerca de un convoy del ejército iraquí en las afueras de Bagdad, matando a nueve soldados y lesionando a otros 20, dijo la policía.

Cuando los soldados sobrevivientes respondieron con disparos, mataron al conductor de un automóvil civil, manifestó el teniente policial Ahmed Abud.

El ataque tuvo lugar cerca de la prisión de Abu Ghraib, que fue el centro de un escándalos de abusos después que se publicaron fotografías que mostraban a soldados estadounidenses humillando a detenidos iraquíes, en el 2004.

Fue una de las por lo menos tres explosiones que tuvieron lugar en Bagdad.

Un coche-bomba que apuntaba a una patrulla estadounidense detonó en una concurrida calle que conduce a la peligrosa carretera que llega hasta el aeropuerto.

Un iraquí murió y otros siete resultaron heridos, dijeron fuentes hospitalarias. Tres soldados resultaron también lesionados en la explosión, que derribó tendidos eléctricos y destruyó un vehículo militar y dos automóviles civiles, expresó el ejército en un comunicado.

Los militares estadounidenses indicaron que los soldados identificaron una la bomba en una carretera y la hicieron detonar sin que se produjeran daños ni heridos.

En el este de Bagdad dos policías resultaron lesionados cuando una bomba colocada en una calle alcanzó el vehículo en el que se desplazaban, expresó el capitán de la policía Mahir Abdelsatar.

Otros ataques del sábado:

_ Una bomba colocada en una carretera de Samarra, a unos 95 kilómetros al norte de Bagdad, mató a un civil iraquí, dijo el teniente policial Qassim Mohamed.

_ Explotó una bomba cerca de una mezquita chiíta en Abu al-Jasib, población cercana a Basora, en el sur de Irak. Dos cadáveres carbonizados fueron extraídos de un vehículo destruido y dos iraquíes resultaron lesionados, manifestó el coronel de la policía Karim al-Zeidi. No quedaba claro si el explosivo había sido colocado en el automóvil.

– En Mosul, a 360 kilómetros al noroeste de Bagdad, una bomba alcanzó a un convoy del ejército iraquí, hiriendo a tres soldados, dijo el doctor Bahaaldin al-Bakri, del hospital de la ciudad.

La violencia fue parte de un incremento de los ataques de milicianos que han causado gran cantidad de víctimas en las últimas semanas, terminando con un período de relativa calma que se registró después de las históricas elecciones del 30 de enero.